Por: Esteban Valverde 1 marzo, 2015

Yeltsin Tejeda asegura que ya no comete tantas faltas como lo hacía en sus primeros partidos con el Evian de Francia.

El nacional acepta que se excedía en la fuerza al momento de intentar quitarle el balón a un rival y por ello incurría en las infracciones.

“Uno poco a poco va entendiendo cómo pitan los árbitros. Al principio eso me costó y más bien siento que me excedía en la búsqueda del balón, pero eso ya lo he mejorado con el tiempo”, afirmó.

El costarricense, que juega como contención o mixto, actuó ayer 57 minutos en el duelo que su equipo ganó de visita ante Metz 1 a 2.

Sobre cómo es el fútbol galo, Tejeda describió que es de mucha variante táctica y de un gran desgaste.

La presencia de futbolistas africanos hace que sea de mucho roce y fuerza.

“Voy aprendiendo, porque es un fútbol fuerte. Hay mucha intensidad y choque cuando se lucha por la pelota. También hay que tener claro los movimientos que se hacen dentro del campo para así desarrollar la idea táctica como el profesor lo pide”, explicó el juvenil.

Yeltsin Tejeda le gana un duelo a Dijbril Sidibe, futbolista del Lille. El costarricense destaca por su fuerte, pero limpia marca. | AFP
Yeltsin Tejeda le gana un duelo a Dijbril Sidibe, futbolista del Lille. El costarricense destaca por su fuerte, pero limpia marca. | AFP

Yeltsin destaca que ha mejorado su rapidez mental a la hora de actuar, debido a que normalmente se les exige jugar de primera intención.

“Hay que pensar rápido, no hay que dejarse mucho la pelota porque acá no se puede conducir por mucho rato”, agregó.

Incluso, el futbolista de 22 años se ha desempeñado como creativo en algunos de los juegos y hasta anotó un gol.

Sobre cómo se vive el fútbol en las gradas, el tico contó que la afición tiene mucha pasión, pero a la vez es muy respetuosa.

“La gente vive mucho el fútbol, pero no se meten con uno. Sí dan un apoyo durante el partido, pero es diferente a lo que estamos acostumbrados”, concluyó.

Etiquetado como: