El experimentado técnico dice que en su país se espera mucho del capitán de la Nacional. Asegura que ha conversado con muchos amigos portugueses sobre la llegada de Ruiz y todos coinciden en lo mismo: debe ser figura en el equipo

Por: José Pablo Alfaro Rojas 7 julio, 2015
Farinha dirigió a Carmelita en la campaña anterior
Farinha dirigió a Carmelita en la campaña anterior

Redacción

El técnico portugués Guillerme Farinha dice que en su país se tienen muchas expectativas con la llegada de Bryan Ruiz al Sporting de Lisboa.

El estratega ha mantenido conversaciones constantes con periodistas y amigos lusos, quienes esperan que el futbolista sea una de las grandes figuras del club en la campaña que se avecina.

"La expectativa en Portugal sobre Bryan Ruiz es enorme, es grandísima. Sobre todo por el Mundial que hizo, en que tuvo un nivel espectacular", dijo Farinha.

"Él es un jugador que sabe controlar los tiempos del partido, un futbolista muy importante del mediocampo hacia adelante, aunque en los últimos juegos con la Selección estuvo bajo en su nivel", agregó el estratega.

Bryan Ruiz enfrentó a Giovanni dos Santos en los cuartos de final de la Copa Oro 2015, juego que finalmente ganó México. | EFE
Bryan Ruiz enfrentó a Giovanni dos Santos en los cuartos de final de la Copa Oro 2015, juego que finalmente ganó México. | EFE

El timonel es aficionado al Sporting e incluso afirma que su padre fue vicepresidente durante muchos años. Por eso, anhela que Bryan sea vital en el engranaje de su nuevo entrenador, Jorge Jesús.

"Yo me formé en este equipo. Ahí empecé mi carrera de jugador y mi padre formó parte de la organización del club", comentó.

Además, el estratega dice que a Bryan le espera un técnico muy exigente y perfeccionista desde el punto de vista táctico.

"Jorge Jesús es muy disciplinado, muy eficiente y no admite absolutamente ningún error. No será fácil para Bryan acoplarse a su idea", agregó el estratega.

De igual manera, Farinha recalcó algunos aspectos que vivirá Ruiz en el Sporting: "El clásico es ante el Benfica, es el archirrival. Juega en un escenario espectacular (estadio Da Luz), la afición es muy exigente y viene de ganar el torneo de Copa", concluyó.