El volante nacional regresó al país motivado por la salvación que alcanzó con el Deportivo La Coruña en la Liga de España, ahora su meta es la Copa de Oro.

Por: Esteban Valverde 27 mayo, 2015

Redacción

Celso Borges llegó al país con su padre Alexandre Guimaraes.
Celso Borges llegó al país con su padre Alexandre Guimaraes.

El volante de la Selección Nacional, Celso Borges, afirmó que es consciente de las expectativas que tiene la Selección Nacional para la próxima Copa Oro. Borges fue claro que tienen la meta de lograr el cetro, aunque no es sencillo.

"Nuestras expectativas en la Copa Oro son altas, hay que exigirnos al máximo. Creo que tenemos un buen parámetro para ver dónde estamos. Nosotros tenemos que aceptar nuestro papel en el torneo", manifestó.

Borges no escondió que se siente muy motivado por lo que alcanzó su equipo en la última jornada de la liga. El Deportivo La Coruña empató 2 a 2 con el Barcelona y salvó la categoría.

"El hecho de estar acá y venir con la liga terminada y todo bien constituido me tiene muy contento. Tengo un sentido de estabilidad por el paso que di, creo que seguiré compitiendo a un muy buen nivel gracias a esa confianza", expresó.

Celso se integrará hoy a las prácticas de la Nacional con miras a los partidos amistosos ante Colombia (6 de junio), España (11 de junio) y México (27 junio).