La S llega con dudas en defensa y la posible baja de Russell, pero con la pólvora cargada

Por: Johan Umaña V. 26 agosto, 2014

La rifa quiso que a Saprissa la fase de grupos le tocara dividida en dos series, primero contra el Real Estelí (1-1 en la ida y la vuelta para hoy) y, luego, el cierre ante el Sporting Kansas City (18 de setiembre y 23 de octubre). De ahí que el primer escalón en el regreso morado a la Concachampions se cierre esta noche, en la cancha del Estadio Nacional.

La obligación es ganar para mantener todas las posibilidades abiertas antes de luchar por el boleto contra el campeón de la MLS.

Más allá de eso, el marcador ante los nicaragüenses importa poco.

Suena fácil, siendo el rival de una tierra con tan poca tradición futbolera como es el vecino del norte. Pero este Estelí, ocho veces consecutivas campeón de su país, se forjó en el roce de los de Concacaf y ya demostró que ganarle no será tan simple como se esperaba.

Dos empates en casa tienen a los pinoleros arriba en el grupo dos. La misión de ganar hoy o en Estados Unidos suena a milagro, pero la verdad es que nunca un equipo nica estuvo tan cerca de hacer historia.

El partido es a las 8 p. m. y Saprissa colocó las entradas en promoción de dos por uno (¢3.000 cuesta la más barata), con la intención de que la afición le acompañe en su primer partido internacional como local en tres años y medio.

El Real Estelí reconoció ayer el Estadio Nacional. Al entrenador, Otoniel Olivas, le pareció impresionante el reducto, aunque ocho de sus dirigidos ya habían jugado ahí el año pasado en la Copa Centroamericana. | MELISSA FERNÁNDEZ
El Real Estelí reconoció ayer el Estadio Nacional. Al entrenador, Otoniel Olivas, le pareció impresionante el reducto, aunque ocho de sus dirigidos ya habían jugado ahí el año pasado en la Copa Centroamericana. | MELISSA FERNÁNDEZ

Atacar entre dudas. Saprissa asume el regreso de la competición internacional como líder del Invierno y rendimiento perfecto en tres partidos. Mas no sin dudas, acumuladas en una defensa que permitió dos goles en cada juego.

“Hemos tenido la capacidad de venir de atrás y ganar in extremis . Es una motivación para todos (...). Estamos mentalizados a meterle toda la batería al partido contra el Estelí”, comentó el entrenador Rónald González después del triunfo, por 2-3, el domingo en Limón.

El estratega no contará aún con Heiner Mora, Gabriel Badilla ni el fichaje Alexander Robinson. Son tres nombres que la S urge sumar en la retaguardia para ir mejorando el tema de los goles en contra.

También es difícil que juegue el mediocampista Manfred Russell, ya que el fin de semana falleció su madre. La decisión será enteramente del jugador.

Adelante hay otra duda, pero más positiva si se quiere. Tanto Ariel Rodríguez como el boliviano Carlos Saucedo vienen actuando bien y anotando goles, así que la decisión de dejar a alguno sentado se le complica a González.

Del lado nica, la principal duda es el volante brasileño Daniel da Silva, quien ayer se entrenó de forma diferenciada en el reconocimiento del Estadio Nacional.

“(Saprissa) es un equipo muy compacto, que hizo un excelente trabajo de marcación con respecto al juego de posesión nuestro y eso nos afectó mucho en la generación de fútbol. Precisamente en todos esos detalles hemos trabajado arduamente para tratar de corregirlo”, comentó ayer Otoniel Olivas, entrenador del Real Estelí.