Team tiene al goleador, la S al mejor asistidor, Alajuelense es el visitante más productivo y Santos dispone de un volante de 22 años que la está rompiendo

Por: Kenneth Hernández Cerdas 19 noviembre, 2016

Cada uno de los cuatro aspirantes a la corona del Invierno 2016 dispone de armas que, bien utilizadas, les pueden generar réditos en la cuadrangular que se inicia este fin de semana.

Unos con más y otros con menos, las herramientas a disposición pasan desde la parte colectiva hasta detalles individuales que perfectamente pueden hacer la diferencia.

Los cuatros equipos clasificados tienen listas sus armas para la cuadrangular.
Los cuatros equipos clasificados tienen listas sus armas para la cuadrangular.

Estadísticamente, Saprissa y Herediano llegan con números favorables que llenan sus maletines de confianza, mas no son garantía de que resolverán la fase con la holgura que les acompañó en la etapa previa.

Igual ocurre con Alajuelense y Santos, con pergaminos menos destacados, empero, con el panorama abierto ya que “ahora todos comienzan de cero”, como indicó días atrás el timonel saprissista, Carlos Watson.

Precisamente, la S arranca la cuadrangular como el equipo más goleador del certamen; los morados resolvieron sus partidos con un promedio de 2,36 tantos por juego.

En su ataque, los tibaseños disponen del hombre que más dianas anotó de cabeza en el Invierno; el panameño Rolando Blackburn concretó, de testa, cinco de las siete perforaciones que lleva en el campeonato.

Eso sí, los morados no cuentan con el hombre gol del certamen, el rojiamarillo Yendrick Ruiz, quien desde el 25 de setiembre lidera la tabla de máximos artilleros. El ariete suma 11 tantos y, pese a que tuvo tres semanas de inactividad por lesión, nadie lo bajó del pedestal.

Saprissistas y florenses están codo a codo en relación al dominio que ejercen en sus casas. Por diferencia de goles, la S acabó la fase regular como el equipo más eficiente en su territorio.

Nunca perdió y empató dos juegos de local, uno de esos se disputó en el Estadio Nacional ante San Carlos (3-3). En Tibás, jugó diez veces y logró un rendimiento del 93% al ganar 28 puntos de 30 posibles. Metió 28 goles y recibió solo tres en su Cueva.

Mientras tanto, el Rosabal es un fortín para el Team, ya que al igual que Saprissa no perdió ningún juego de anfitrión las 11 veces que actuó ahí. Además, no cae en ese escenario desde el 9 de diciembre del 2015 (tropezó 1-2 ante Belén). Es decir, acumula 24 duelos invicto en su patio.

Los campeones nacionales tienen en sus filas a Rándall Azofeifa, quien con dos goles de tiro libre fue el máximo anotador con pelota quieta, desde afuera del área, entre los clasificados.

El principal preparador de goles del torneo juega en las tiendas del Saprissa, y es Daniel Colindres, quien cuenta con 11 asistencias en 22 partidos disputados.

Si de rasgar puntos de visita se habla, Alajuelense es un experto en esas lides.

Los hombres de Guilherme Farinha acabaron como el mejor equipo en campo ajeno. Jugar afuera le sentó bien al León, ya que de las 11 veces que actuó lejos de su campo obtuvo 21 puntos (seis victorias, tres empates y dos derrotas). Fue el mejor visitante superando, incluso, al líder.

Los rojinegros tienen en Jonathan McDonald su carta ofensiva, pues tuvo que ver en el 42% de los goles: metió nueve tantos y dio tres asistencias.

Rezagado en antecedentes, mas, con las mismas posibilidades de todos, aparece el Santos.

Los guapileños no registran números positivos con respecto a sus oponentes, empero, tienen a un goleador en potencia, Raymond Salas, que marcó la misma cuota que Angulo y McDonald.

El técnico santista no da por menos a sus hombres. “Nos ha costado mucho para llegar a hacer el ridículo en la cuadrangular. Debemos ser competitivos y enfrentar a todos con la mejor disposición”, dijo Johnny Chaves.