Por: Cristian Brenes 30 noviembre, 2015
Jugadores brumosos y morados le dieron apoyo a Rándall Brenes, quien tuvo que salir en camilla tras una caída aparatosa. | RAFAEL PACHECO
Jugadores brumosos y morados le dieron apoyo a Rándall Brenes, quien tuvo que salir en camilla tras una caída aparatosa. | RAFAEL PACHECO

Tibás

El marco de Saprissa pareciera abrírsele de par en par al delantero Rándall Brenes en el Torneo de Invierno, ya que en solo un mes el Chiqui le marcó cuatro goles a los morados.

La S se convirtió en el rival favorito de Brenes, quien llegó a siete anotaciones en el presente certamen, cuatro de ellas ante los saprissistas. Además, en su carrera Brenes celebró en 10 oportunidades contra los tibaseños, por lo que puede afirmarse que es una presa a la cual suele cazar sin problemas.

El domingo el ariete de la Vieja Metrópoli cerró un noviembre muy favorable para él enfrentando al equipo que dirige Carlos Watson, si se toma en cuenta que el 1.° de noviembre marcó por partida doble en el Fello Meza y en el Ricardo Saprissa también fue la clave para que el conjunto centenario vuelva a creer en avanzar a las semifinales.

Rándall abombó las redes en el minuto 16 y en el 49’, lo que le sirvió a su equipo para ratificar el gane, por lo que sus propios compañeros resaltaron la importancia de que su líder aparezca en este tipo de partidos.

“Ayuda mucho que en este tipo de juegos aparezca un jugador como Rándall y marque dos goles. Por algo es el capitán y hoy (ayer) demostró su liderazgo con anotaciones”, manifestó el lateral izquierdo Kevin Vega.

Los propios rivales del Chiqui resaltaron la capacidad del ariete ante el marco y destacaron su olfato goleador.

“Rándall es un jugador que está en el área y sabe anotar. En el primer tiempo le quedó una y la puso en el palo contrario, lo que demuestra su experiencia. En el penal me lo cambió porque en la Selección lo practicamos, somos amigos y esta vez lo hizo bien”, señaló el arquero saprissista Danny Carvajal.

En Cartaginés esperan que la lesión que obligó a su ariete a ser traslado al hospital Calderón Guardia no sea de gravedad y lo puedan tener para un cierre de infarto, en el que necesitan de sus goles.