El estratega esquivó las preguntas de los periodistas cuando consultaron sobre si continuaría Casillas y la posible llegada de De Gea

Por: Daniel Jiménez 3 junio, 2015
El nuevo técnico del Real Madrid, Rafael Benítez, atendió a los medios de comunicación en su presentación.
El nuevo técnico del Real Madrid, Rafael Benítez, atendió a los medios de comunicación en su presentación.

El nuevo técnico del Real Madrid, Rafael Benítez, prefirió no tocar a fondo el tema de la portería en su primera rueda de prensa como estratega merengue.

Al ser consultado sobre Iker Casillas y su continuidad en el club, el timonel respondió: "Mi planteamiento es disfrutar en un gran equipo y no centrarme hoy en aspectos individuales. Hay una gran plantilla y trataré de disfrutarlo. Hoy no es el día para hablar de eso”.

Sobre el rendimiento mostrado por el meta titular con el entrenador Carlo Ancelotti insistió en que no quería tratar el tema Casillas en su primera conferencia.

“Respondí que no voy a personalizar. Todos tienen tanto nivel que ni tendría que responder a esa pregunta”, añadió.

Cuando le preguntaron si le gustaría la posible llegada del arquero del Manchester United David de Gea, afirmó que prefiere no mencionar nombres de posibles llegadas o salidas del cuadro blanco.

"Ustedes me giráis las preguntas. Tenemos un gran equipo. No voy a entrar en nombres. Hay que analizar bien el rendimiento que le podemos sacar a la plantilla y luego analizaremos qué cosas podemos hacer para el futuro", manifestó Benítez.

El cuestionamiento por los posibles servicios del guardameta español De Gea se dio porque el pasado 16 de mayo, el diario deportivo Marca anunció en su portada un presunto acuerdo entre el aguardavallas y el equipo blanco.

Según la publicación del medio, a De Gea aún le falta un año de contrato con el Manchester United de Inglaterra, pero el presidente del club, Florentino Pérez, quiere que sea el principal refuerzo de los madridistas para la temporada que se inicia en unos meses.

De acuerdo con el periódico, el United (que fichó a De Gea del Atlético de Madrid por 20 millones de euros) pediría una suma cercana a los 40 millones de euros para dejar salir a su portero titular. Mientras, el interés merengue es que esa cifra no supere los 30 millones de euros.

El mismo diario públicó que el movimiento de De Gea provocaría la inminente salida de alguno de los dos porteros estelares con los que cuenta el Real Madrid en la actualidad: el español Iker Casillas o el costarricense Keylor Navas. A Casillas le resta un año de contrato y a Keylor cuatro.

Feliz regreso. El timonel no ocultó que estaba emocionado, incluso antes de su primera rueda de prensa efectuó un breve discurso en el que tuvo que detenerse por unos minutos.

“Es un día especial, se cierra un círculo. Es un día de emoción y reconocimiento. Muy emocionante. Para mí es un reto, una motivación continua. Hay un gran equipo y una institución grandísima detrás", puntualizó el estratega.

El timonel manifestó que sabe cómo manejar los egos que se pueden dar en un camerino como el del Real Madrid.

Rafael Benitez (izq.) junto al presidente del Real Madrid, Florentino Pérez.
Rafael Benitez (izq.) junto al presidente del Real Madrid, Florentino Pérez.

"Soy de cantera porque son tantos años que conozco bien en el club y conozco esa probemática. En el Liverpool y en el primer equipo. Mi responsabilidad es la primera plantilla pero miraré qué sucede en el fútbol base. El otro día estuve charlando con Zizou que me va a dar información. Si quieren conocer mi opinión la doy", citó.

También envió un mensaje a sus nuevos futbolistas al garantizar que ninguno tiene campo fijo en la titular.

"Creo que los jugadores de este equipo son todos muy buenos profesionales. Decidir quién tiene que jugar dependen del momento. El objetivo prioritario es el bien del equipo y aprovechar sus virtudes", expresó el español.

Al ser consultado de si el Madrid estaba obligado a ganar la próxima Liga, respondió: "Un equipo debe ser capaz de llegar a final de temporada con opciones de ganar títulos. El Madrid debe ir a ganar cada partido. A veces se hace y a veces no pero la idea es que el equipo intente ganar desde el primer partido".