Los manudos dicen que algunos no los ven como favoritos y que eso les agrada

Por: Fanny Tayver Marín 26 abril, 2016
José Guillermo Ortiz y Roy Miller se volverán a ver las caras en el clásico. | LUIS NAVARRO
José Guillermo Ortiz y Roy Miller se volverán a ver las caras en el clásico. | LUIS NAVARRO

En la casa manuda afirman que ya es hora de romper la sequía de títulos: la última vez que Alajuelense se proclamó campeón fue en el Invierno 2013.

Para ganar el Verano 2016, los rojinegros primero tienen que dejar en el camino a Saprissa en semifinales y superar al vencedor de la otra serie entre Herediano y Belén.

“Nadie nos da como favoritos, vamos a trabajar, a materializar lo que queremos, a buscar nuestro objetivo y qué mejor manera que llegar a la final y pelear el título que tanta falta nos hace”, dijo Andrés Lezcano.

Según el atacante, la Liga mostrará su mejor cara.

“Nos han atacado, nos han desvalorizado, han dado a entender que no tenemos opciones de luchar por el campeonato y eso nos hace más fuertes. Todas esas críticas nos hacen crecer y vamos a demostrar por qué es que estamos en la Liga”.

El lateral izquierdo Cristopher Meneses asegura que Alajuelense llega a estas semifinales con sed de revancha.

“Vamos a buscar hacer lo nuestro, clasificar a la final y darle una alegría a nuestra afición, que se lo merece”, apuntó el carrilero, quien ya cumplió los dos partidos de suspensión que le impuso el Disciplinario.

“En este tipo de partidos todo juega, muchos tenemos experiencia y hemos ganado finales acá. Eso es lo que hay transmitirle a los jóvenes y pasarle por encima al rival, sea quien sea. Ahora es Saprissa y yo estoy seguro de que vamos a ser campeones”, reiteró Meneses.

Mientras que Pablo Gabas aseguró que tanto él como todos sus compañeros están muy comprometidos con la meta de que Alajuelense obtenga su ansiada estatuilla número 30.

“No podemos pensar en el empate ni nada, tenemos que ganar acá y luego ir a cerrar bien allá. A la afición no se le puede mentir, pero sí le decimos que estamos trabajando en pos de una final, este grupo es sano”, citó Gabas.

El volante comentó que pese a que a la Liga no se le han dado los resultados deseados en algunos juegos de la etapa regular, “entramos en una fase en la que tenemos que ser determinantes”.

Gabas destacó que en el camerino del León se respira un ambiente de optimismo.

Los manudos adoptaron el ideal de que toda caída los prepara para una victoria aún mayor y, según ellos, llegó el momento de ratificar esa convicción.

Y los ilusiona pensar que el Morera Soto estará a reventar el sábado. A las 5:15 p. m., ya habían recaudado ¢18 millones. En total, esperan ¢120 millones.