El capitán de la Liga afirma que es muy autocrítico y cuando crea que es el momento, se retirará

Por: Fanny Tayver Marín, Fanny Tayver Marín 27 julio
Pablo Gabas jugó 45 minutos contra Once Caldas.
Pablo Gabas jugó 45 minutos contra Once Caldas.

Alajuela.

Después de tocar el corazón de sus seguidores con un emotivo video en el que muestra todo lo que vivió para recuperarse de la grave lesión que sufrió el 25 de setiembre de 2016, Pablo Gabas está de vuelta.

El futbolista de 35 años es el último ídolo de Alajuelense, ese hombre que todos respetan y que no deja de sorprender en la Liga.

Gabas no quiere que nadie le regale nada. No está acostumbrado a eso.

Los minutos que sumó en la pretemporada fueron porque se los ganó en el día a día y todo hace indicar que el domingo portará la cinta de capitán en el debut de la Liga en el Apertura 2017, ante el Municipal Grecia, a las 11 a. m. en el Estadio Nacional.

"Yo me pongo el límite de este año, el año que firmé contractualmente para ver cómo estoy", manifestó el volante.

Así se lo hizo ver al presidente del club, Fernando Ocampo, y al técnico, Benito Floro.

"Por más que la gente quiera toda la vida, uno sabe que hay un fin y entonces hablé con el presidente. Fui claro, quería ver estos seis meses, quería ver esta pretemporada, quería ver este inicio y este año es un parámetro para ver cuántos partidos juego, cómo me siento", explicó.

Gabas es objetivo, autocrítico y sabe lo que quiere y lo que necesita el equipo rojinegro.

"Yo en eso soy muy partidario de que si estoy es para competir y ser titular, o estar ahí alternando, pero ser una figura importante, liderando o tratando de encarrilar alguna situación que no esté correcta".

Y agregó: "Soy muy crítico y si después de este año no me siento en condiciones, o si veo que el equipo ya está bien y esas cosas, obviamente que diría hasta aquí, pero va a depender mucho de cómo me sienta".

Tampoco es que Gabas esté pensando en que el retiro está cerca, o lejos, pues confesó que en la etapa en la que se encuentra disfruta más del fútbol.

"Porque sabés que vas llegando al epílogo de tu carrera, que no sé cuándo puede llegar a ser porque lo ves con otros ojos, competís contra chicos más jóvenes, chicos que seguramente cuando yo arrancaba, ellos estaban dando sus primeros pasos de vida".

A él le resulta curioso y motivante ver que tiene compañeros de 16 o 17 años y que él compite contra ellos.

"Disfruto venir al club, disfruto venir a entrenarme, se lleva una vida seria en el plano profesional para poder rendir todos los días".

En ese parámetro de autoevaluación diaria que él lleva, los apuntes son positivos.

"La pretemporada la he hecho completa y he podido efectuar todos los entrenamientos exigentes del profe y eso es bueno", recalcó.

Etiquetado como: