El asistente Hugo Viegas tomaría su sitio en el encuentro contra Alajuelense.

 28 octubre, 2014

Cartago

Mauricio Wright, según el informe arbitral, utilizó lenguaje ofensivo contra el cuerpo arbitral.
Mauricio Wright, según el informe arbitral, utilizó lenguaje ofensivo contra el cuerpo arbitral.

El técnico del Cartaginés, Mauricio Wright, confía en que la apelación que presentará su equipo por la sanción de cuatro partidos que le impuso el Comité Disciplinario sea aceptada y pueda seguir dirigiendo desde la cancha.

Los supuestos actos de indisciplina atribuidos a Wright en el partido ante la Universidad de Costa Rica fueron reportados por el árbitro Andrés Alpízar, quien lo expulsó a través de la comisionada del partido, en el segundo tiempo, aunque no le mostraron la tarjeta roja.

"Las pruebas están a mi favor; es una injusticia. Yo no falté al reglamento, por lo que espero esa reconsideración", expresó ayer Wright.

De no prosperar la apelación, el asistente Hugo Viegas tomaría su lugar en el banquillo para los siguientes compromisos, comenzando este miércoles en la visita a Alajuelense.

Sobre las tres ausencias de titulares que tendrán los brumosos en este partido (Christian Bolaños, Carlos Hernández y Rándall Alvarado, todos por sanción), el estratega cree que podrán suplirlas.

"No puedo negar que son figuras muy importantes en mi esquema, pero también nuestro equipo tiene jugadores que los pueden reemplazar debidamente".

No todo son malas noticias para la nómina blanquiazul, ya que recupera al defensor Erick Cabalceta, quien se ha ganado un puesto titular en la zona central defensiva. El zaguero no pudo jugar el domingo anterior por estar con la Selección preolímpica en sus juegos de fogueo en Colombia.