El jugador morado le ganó una demanda al equipo rojiamarillo, al que le reclama un pago por salarios atrasados del tiempo en que jugó con los rojiamarillos

Por: Daniel Jiménez 16 febrero
Marvin Angulo intenta controlar el balón en el clásico nacional.
Marvin Angulo intenta controlar el balón en el clásico nacional.

El futbolista de Saprissa Marvin Angulo le ganó una demanda a Herediano, la cual interpuso hace más de tres años, por salarios atrasados. Según ordenó un juez, el club rojiamarillo debe pagarle $35.000 (¢19,8 millones).

Hasta que ese monto no se cancele, el futbolista le pide a Unafut que no le programe partidos al equipo florense.

Angulo y su abogado, Efraín Marín, indicaron que desde el 2013 intentaron llegar a una conciliación con el Team, pero esto no fue posible, por lo que acudieron a los Tribunales de Justicia.

"Fue un proceso bastante largo. Cuando me despidieron de Herediano me dejaron sin nada y hubo que tomar este proceso de demanda porque no quisieron conciliar conmigo, los busqué más de cinco meses y no quisieron, entonces tuve que tomar la decisión de demandarlos", aseguró el futbolista este jueves en conferencia de prensa.

Por su parte, Marín explicó que el juzgado de Heredia condenó al equipo de esa provincia a pagar lo que corresponde por garantías sociales y los intereses que se generaron en este tiempo.

La deuda corresponde a RBC Radio Limitada, de la época de Mario Sotela; sin embargo, Herediano debe asumir el pago.

"La Sala II ratificó la sentencia, hoy en día se encuentra en firme y dentro de los plazos legales para acudir a Unafut, que es el último recurso de acuerdo a la normativa jurídica deportiva, solicitando la suspensión de los partidos del Herediano", dijo Marín.

Poco después de la conferencia realizada por Angulo, Herediano se pronunció al respecto, indicando que pagará la deuda.

"A la fecha se está a la espera de la liquidación de intereses y costas para proceder con el pago que el juez determine", dice el comunicado.

Por su parte, en Unafut informaron de que la resolución del juzgado les llegó este jueves, por lo que el consejo director deberá conocerlo, algo que probablemente hará el próximo martes.

Según el reglamento del Comité de Competición, en su artículo decimo tercero, Herediano tendrá 30 días naturales para cancelar la deuda, a partir del momento en que las partes involucradas hayan sido notificadas.

Marvin Ángulo debutó con Herediano, estuvo tres años, y luego se fue a Australia hasta el 2011, para luego regresar al club florense. | ARCHIVO.
Marvin Ángulo debutó con Herediano, estuvo tres años, y luego se fue a Australia hasta el 2011, para luego regresar al club florense. | ARCHIVO.

Injusticia. Tanto Angulo como Marín consideraron que lo hecho por Herediano, al no cancelarle ese dinero, fue un atropello y una injusticia.

"Hoy puedo decir que gané esta injusticia que me hizo Herediano", contó el futbolista al contar su historia con los rojiamarillos.

Angulo explicó que el proceso inició cuando el club lo echó por no aceptar una rebaja en su salario y pedir pagos que estaban atrasados.

"Es difícil porque no soy de hacer estas cosas. Herediano me abrió las puertas, me dio oportunidades, hasta salir al extranjero, pero cuando se dio el despido me trataron de platero, que jugaba solo por la plata. Muchos en Heredia dijeron cosas que no era ciertas y parte de esas cosas fue que quería mucha plata para seguir y eso no fue así, de hecho yo les dije que seguía con el mismo salario, pero que me pagaran lo que me debían, después de eso casi que me humillaron, me bajaron hasta un 60% del salario", contó Angulo.

El futbolista agregó que en ese momento le dijeron que tenía un año para demostrar que merecía un aumento de salario.

"Quiero limpiar mi nombre porque no soy ningún platero (...), en ningún momento pedí más de lo que estaba ganando. Sufrí mucho en ese momento", agregó el volante tibaseño.

Nota del editor: Noticia actualizada a las 12:45 p. m. con la posición del Herediano

Etiquetado como: