Uno es asistente de Jeaustin Campos en el Cartaginés, el otro dirige a Alajuelense

Por: Cristian Brenes 6 agosto, 2016
Diego Giacone, asistente de Cartaginés. | RAFAEL PACHECO
Diego Giacone, asistente de Cartaginés. | RAFAEL PACHECO

Parece extraño que dos hermanos que tienen la vida vinculada al fútbol decidan no hablar de ese deporte durante siete días.

Eso es lo que decidieron hacer José y Diego Giacone, quienes se enfrentan este sábado en el estadio Fello Meza a las 8 p. m.

José tiene 45 años y es el entrenador de Alajuelense; Diego es dos años menor y es el asistente técnico de Jeaustin Campos en Cartaginés.

Ambos revelaron que ha sido una semana particular en sus vidas, pues el fútbol no ha sido tema de conversación.

Incluso, casi no se han hablado, salvo para asuntos estrictamente familiares.

“No nos hemos dicho nada durante la semana, somos muy respetuosos de nuestro trabajo y entendemos esto como una profesión que llevamos en la sangre. Ni él me va a querer dar un indicio de su equipo, ni yo a él, ni loco”, contó el brumoso.

Diego reveló que si coinciden, el tema serían sus hijos.

“Si me lo encuentro en la casa de mi mamá, le preguntaré cómo está él en la parte personal y me preguntará cómo están mis hijos, pero estoy seguro que de fútbol no vamos a hablar”, resaltó Diego.

Por su parte, José aseguró que es un tema nuevo para ellos, pues en el pasado trabajaron juntos, pero ahora serán contrincantes en el Fello Meza.

Además, afirmó que es algo curioso por las vueltas que da un deporte como el fútbol.

“Tenemos muy claro que es nuestro trabajo, que cada uno tiene que dar lo mejor para tratar de ser agradecido con el que le está dando la posibilidad de trabajar”, confesó el manudo.

El timonel expresó que “es algo normal en estos casos, lo pasamos normal y cada uno va a pensar para su lado”.

El juego. Ya en el campo, los brumosos se preparan para un compromiso intenso y la posibilidad de desplazar a la Liga del tercer puesto de la tabla, pues los hombres de Campos tienen ocho unidades y los rojinegros 10.

“Será un partido reñido, no podemos tener distracciones en nuestra casa y debemos empezar a crecer en la tabla. Queremos ser firmes en nuestros objetivos”, citó el volante José Carlos Pérez.

Un punto a favor de los blanquiazules es el orden que ha presentado la zaga, pues solo ha recibido dos goles en cinco juegos.

“Es resultado del trabajo que venimos haciendo, pero para luchar la cima y pelear por cosas grandes hay que estar concentrados y no dejar puntos en nuestro estadio”, expresó Pérez.

En el bando alajuelense luchan para encontrar la fórmula ideal para ganar su primer partido de visita, pues suman una derrota y un empate.

“Hay que ganar en todo lado, no es que vamos a especular por jugar afuera. Tenemos que demostrar”, concluyó José.

Etiquetado como: