Por: Esteban Valverde 3 octubre, 2015
El jugador del Uruguay de Coronado Ismael Gómez conduce el balón ante la marca Armando Alonso de Alajuelense.
El jugador del Uruguay de Coronado Ismael Gómez conduce el balón ante la marca Armando Alonso de Alajuelense.

Coronado

Los jugadores de Alajuelense pegaron el grito al cielo por el arbitraje de Cristian Rodríguez luego de caer 2-0 ante el Uruguay de Coronado en el Estadio Labrador.

El zaguero Johnny Acosta criticó fuertemente el accionar de Rodríguez al afirmar que desde el inicio le pesó el encuentro.

"El arbitraje fue malo para los dos equipos y el partido se complica por lo mismo. Si hubiera puesto mano dura desde el inicio, nada hubiera pasado", comentó Acosta.

Para el defensor, las decisiones del central pesaron en el resultado. "Uruguay nunca fue más que nosotros, se encontraron dos goles y después no hicieron nada. Lo que queda es alzar la cabeza".

Además, el volante Ariel Rodríguez argumentó que el silbatero permitió la pérdida de tiempo por los uruguayos.

"Ellos querían perder tiempo y al árbitro le falta personalidad para pitar y eso se ve", manifestó Rodríguez.

Por su parte, Raúl Pinto, presidente erizo, calificó de "muy malo" el trabajo del cuerpo de silbateros.

"Muy mal el arbitraje, fue tremendo. Yo diría que mal para los dos. Yo creo que la comisión debe llamar a los árbitros y darle mayor preparación, los partidos en que juegan Heredia, Saprissa y Alajuelense necesitan a los mejores árbitros", concluyó.