Falta de comunicación, inseguridad y poco dominio de los conceptos básicos de la línea de cuatro fueron los principales errores en la primera parte ante los canaleros

 31 marzo, 2015

Redacción

La defensa de Costa Rica mostró serios problemas en la primera parte del juego ante Panamá y fue un desastre, según el técnico Johnny Chaves, quien catalogó como fallido el experimento de paulo César Wanchope al probar con Keyner Brown, Júnior Díaz, Dave Myrie y Lemark Hernández.

El tico Keyner Brown (de blanco) intenta marcar al atacante panameño Blas Pérez en el estadio Rommel Fernández.
El tico Keyner Brown (de blanco) intenta marcar al atacante panameño Blas Pérez en el estadio Rommel Fernández.

"La defensa se ha visto muy débil. Si el centro es fuerte no importa si los laterales son débiles, pero en este juego el centro se ha visto muy mal. La comunicación entre Júnior y Brown es nula y Lemark estaba invadiendo la zona al meterse al centro y en una línea de cuatro eso no se puede dar", indicó el timonel.

Chaves señaló que Wanchope se equivocó al realizar tantos cambios y eso se vio reflejado en los dos goles panameños, que de momento tienen a la Sele perdiendo 2 a 0.

"Honestamente si hay una línea en la que no se puede improvisar es en la defensa y menos aún al jugar con línea de cuatro. No se ve unidad porque es la primera vez que que juegan juntos. Me parece que debió haber probado a uno y no arriesgar con tantos jugadores", señaló el estratega.

Johnny agregó que al estar tan debilitada la parte central de la zaga los canaleros aprovecharon para generar peligro constantemente.

"La defensa fue un desastre porque los panameños prácticamente llegaron en cada ataque al corazón del área. No se cortaba juego y eso se veía mucha inseguridad y falta de comunicación", concluyó Chaves.