El analista Greivin Porras aseguró que el silbatero ha tenido una buena actuación.

 12 abril, 2014

Redacción

La tarjeta roja del árbitro Henry Bejarano se levanta en el instante en que a Esteban Sirias (22) la noche se le viene encima. | RAFAEL MURILLO
La tarjeta roja del árbitro Henry Bejarano se levanta en el instante en que a Esteban Sirias (22) la noche se le viene encima. | RAFAEL MURILLO

El árbitro Henry Bejarano finalizó el primer tiempo del clásico nacional entre Saprissa y Alajuelense, con buena calificación y autoridad en la toma de decisiones.

"Muy bien manejado por Henry Bejarano, con mucha autoridad. Pese a que el juego ha estado un poco friccionado, la autoridad de él se ha impuesto", comentó Greivin Porras, analista arbitral.

Según Porras, la labor del cuerpo arbitral ha sido correcta, y las amarillas enseñadas por el central ayudaron a que el juego no se saliera de control.

Con respecto a la anotación de Kenner Gutiérrez, al minuto 14, el experto dejó claro que el balón ingresó en la primera acción, lo cual fue leído con precisión por su asistente, quien levantó la bandera a tiempo.

"En la primera acción es donde ingresa, Bejarano no ve a tiempo, pero el asistente levanta la bandera cuando el balón ingresa en la primer ocasión. El árbitro asistente actuó correctamente", dijo.

El complemento podría mantener la fricción de la primera parte, por lo que Porras comentó que el silbatero deberá estar muy atento para evitar cualquier sobresalto.