29 julio
El guadalupano Cristian Chaves (izquierda) intentó frenar al volante de Herediano, Elías Aguilar (derecha), en el juego de ayer. | JOHN DURÁN
El guadalupano Cristian Chaves (izquierda) intentó frenar al volante de Herediano, Elías Aguilar (derecha), en el juego de ayer. | JOHN DURÁN

Heredia

Por sí solos los nombres de los atacantes de Herediano intimidan y los 44 goles que lograron en conjunto en el torneo anterior los respaldan. Sin embargo, Guadalupe FC frenó en seco a todos.

Ni Jairo Arrieta (festejó 15 veces en el Verano), ni Luis Ángel Landín (13 celebraciones), tampoco Julio Cruz (11 dianas) ni Víctor Núñez ( cinco anotaciones) pudieron superar la resistencia de los guadalupanos y seguir así con su romance en la red.

Arrieta abandonó el campo en el minuto 24 por lesión y apenas probó una vez a portería; Cruz tomó su lugar pero poco pudo hacer.

Por su parte, Landín fue el que estuvo más cerca al estrellar un balón en el palo, aunque al final salió con el mismo sinsabor de Núñez, quien entró al campo en el 64’ y prácticamente no pesó.

Si bien es cierto los florenses lo intentaron, dominaron el juego y la posesión de la pelota, fallaron en el último trazo y se estrellaron con un conjunto visitante que demostró mucho orden, se paró firme y aguantó sin importar que desde el 41’ jugaron con un hombre menos, por la expulsión del central Jason Prendas.

Luis Fallas, timonel de Guadalupe, resaltó la trascendencia de sumar en la casa del campeón nacional y pese a las adversidades que vivieron.

“Es importante el punto, las circunstancias en las que lo logramos son meritorias, veníamos por más, pero nos vimos obligados a replegar al equipo”, resaltó Fallas.

Los atacantes del Team lamentaron no andar finos y señalaron que con el pasar de los partidos ganarán confianza, mejorarán la producción y se harán presentes en la red.

“Tuvimos el peso del partido, pero nos sacaron un punto que duele. Cada quien tiene su manera de jugar y los rivales saben que venir acá es complicado, por lo que toman precauciones”, dijo Elías Aguilar.

Herediano tiene un arsenal envidiable, pero en el inicio su pólvora no estalló.