Desde que se fundó Puntarenas F. C. en el 2004, la S nunca lo ha vencido en su casa

Por: Juan José Herrera Ch. 8 febrero, 2013

Aunque la Olla Mágica no tiene la misma presión de antes, el fortín arenero sigue siendo un patio de pesadillas para Saprissa .

Y no es para menos: desde 2004, cuando el Puntarenas F. C. irrumpió en el futbol nacional, los morados nunca han podido sacar tres puntos del Miguel Lito Pérez.

La primera vez que el PFC recibió a los tibaseños en su parcela el duelo acabó con un 0-0, para ese entonces corría el 30 de enero de 2005.

Ocho años después, el campo porteño mantiene su invicto, en el que ya se convirtió en uno de los grandes pendientes que tiene el Saprissa de los últimos tiempos.

Después de ese empate, el conjunto naranja logró hilvanar siete triunfos consecutivos en la Olla, incluido aquel 2-0 en las semifinales del Torneo de Apertura 2005-2006, un revés del que al final la S logró imponerse en su casa 4-1 y a la postre coronarse campeón.

Medidas. Por todo eso no extraña que esta semana Saprissa acomodara sus hábitos al partido: no solo entrenan en cancha natural sino que además buscan terrenos pequeños (similares al Lito Pérez), y además se entrenan a eso de las 9 a. m., cuando el calor de la mañana se acerca más al de la febril Olla.

“Estamos conscientes de esa racha y de que es una cancha difícil, aunque ya hemos estado cerca (de ganar). Es cierto, el tamaño de la cancha juega y el clima también, pero aquí no se pueden tener excusas”, afirmó Douglas Sequeira.

El zaguero insistió en que en los últimos años han estado más cerca de salir de Puntarenas con los tres puntos: la estadística lo respalda.

Morados y porteños empataron en sus últimos seis choques en la Olla, pero a final de cuentas el peso sigue estando del lado tibaseño.

“La última vez fue un 0-0 y Jordan (Smith) tuvo una para definir, confiamos en que el domingo todo será diferente”, dijo Sequeira.