Leyenda e impulsor del fútbol femenino

Por: Rodrigo Calvo C. 30 octubre, 2013

Franklin Monestel Vicenzi tenía 27 años, en enero de 1941, cuando relató para Radio Monumental el último título del Cartaginés, en el juego decisivo ante Herediano (4-3).

“Terminó el partido, amigos, terminó la brega. ¡Cartago campeón! Los muchachos de Cartago se ciñen la gloria y el público se salta las vallas, se lanza al estadio...”, describió en el inolvidable duelo.

Nació el 17 de julio de 1913, en Tres Ríos, en el cantón de La Unión, Cartago, y falleció la semana pasada, el 22 de octubre, a los 100 años.

Su legado es enorme, como narrador, dirigente, fundador de clubes, de filiales de árbitros y promotor del fútbol femenino en el país.

Incluso organizó giras a México, Cuba, Centro y Suramérica para foguear a las damas de sus equipos.

El gran paso lo selló en 1999, como fundador y primer presidente de la Asociación Deportiva de la Liga de Fútbol Femenino (Adeliffe).

En su juventud se graduó como profesor en la Facultad de Educación, en la Escuela Normal de Heredia, e incursionó en el periodismo.

Escribió para los diarios La Tribuna , La Última Noticia , La Prensa Libre , La Época y Eco Católico , así como en la revista La Raza .

Además de Monumental , narró para La Voz de América , Radio City , Atenea , Libertad y Universal . Incursionó en la televisión con Noche de Estrellas , en canal 7; Arte y Deporte , en canal 4, y en Extra TV.

“Más deporte, menos vicios”, “mente sana en cuerpo sano”, “el deporte hace sanos y libres a los pueblos” y “haciendo deporte, hacemos patria”, fueron sus lemas.

Postulado varias veces a la Galería del Deporte, Monestel residía en Escazú. Le sobreviven seis hijos.