Por: Juan José Herrera Ch. 25 abril, 2014

La escogencia del Ricardo Saprissa como la sede oficial de la UCR para el duelo ante los morados por las semifinales, apenas si distrajo a los jugadores académicos, quienes declinaron hablar de ventajas por esa decisión.

“En realidad es motivante, lo vemos desde una perspectiva positiva, que vamos a jugar ojalá a estadio lleno, entonces más que echarnos para atrás creo que nos vamos a levantar”, aseguró James Scott la tarde de ayer.

El defensor reconoció que recibir a un equipo lejos del cobijo del Estadio Ecológico no es tampoco nada nuevo, pues ya utilizaron otras sedes como el Rosabal Cordero, el Colleya Fonseca o el estadio de Rohrmoser.

“Todo el torneo prácticamente hemos jugado de visita, así que jugar en un estadio como ese con ese ambiente más bien nos motiva, posiblemente va a estar lleno de morados pero eso también puede jugar contra ellos”, añadió.

Víctor Coto (15) corre junto a Jameson Scott en la celebración de su gol, el segundo de la noche ante el Santos de Guápiles. | ALEXÁNDER OTÁROLA
Víctor Coto (15) corre junto a Jameson Scott en la celebración de su gol, el segundo de la noche ante el Santos de Guápiles. | ALEXÁNDER OTÁROLA

Cuestión de dinero. Los académicos también reconocieron que detrás de la decisión claramente hay un interés económico, aun cuando la U no es un equipo que pase apuros en esos temas.

“Este es un equipo donde si bien el tema económico pesa no es como en otros equipos, no ganamos mucho pero hay tranquilidad con eso, entonces no creo que todo pase por ahí, pero claramente cualquier empujón es bueno”, dijo Scott.

“Lo mejor sería jugar en el Ecológico pero así son las condiciones aquí, ahora hay que ir a hacer lo nuestro. Al final ese dinero nos beneficia a todos, por ahí se habló de un premio incluso, así que hay que afrontar esto con la seriedad del caso”, agregó Mauricio Montero.