Los brumosos no lograban dos triunfos al hilo desde la fecha uno y dos del Torneo de Verano, sin embargo, el domingo anterior ante Liberia derribaron esa mala racha

Por: Cristian Brenes 24 septiembre, 2015
Fabrizio Ronchetti celebra el gol de la victoria del cartaginés
Fabrizio Ronchetti celebra el gol de la victoria del cartaginés

Cartago

Festejar dos victorias de forma consecutiva era una misión casi imposible para Cartaginés, ya que los brumosos no saboreaban esa doble sensación de alegría desde el pasado 25 de enero del 2015.

El triunfo de los blanquiazules 1 a 0 ante la Universidad de Costa Rica en la jornada nueve del Torneo de Invierno y el gane 2 a 1 sobre Liberia en la fecha 10, ambos en el estadio Fello Meza, derribaron los ocho meses y los 27 partidos del torneo local que tenía el conjunto de la Vieja Metrópoli de no de sumar de a tres en partidos consecutivos.

Los centenarios no dudaron en señalar que el problema que enfrentaban se convirtió en una barrera mental desde el Verano, cuando se impusieron 0 a 1 contra Uruguay en la jornada inaugural y en la siguiente derrotaron a Belén 2 a 0, por lo que el nuevo cuerpo técnico decidió atacar la situación a nivel mental.

"Habíamos conversado con los muchachos porque el equipo no podía sumar dos triunfos consecutivos, pero eso ya se superó y es importante para nosotros porque afirma individualidades y cuando eso se da el club se ve mejor", manifestó el timonel brumoso, César Eduardo Méndez.

Para los jugadores era vital cortar la racha, ya que afirman que era la única forma de tomar confianza, escalar posiciones y acercarse a la zona de clasificación, lo que hace que ahora le apunten a quitarle el invicto a Alajuelense y de paso acumular su tercer festejo al hilo.

"Fue sumamente importante lograr dos victorias consecutivas. Es algo que queríamos, nos lo propusimos y lo logramos, pero ahora tenemos ganas de más y vamos a buscar el triunfo ante Alajuelense porque hace mucho no lo logramos en el Morera Soto", afirmó Jameson Scott

"Al principio nos costó bastante, pero ahora se están dando los resultados y esto le va dando confianza al grupo. Por una u otra circunstancia se dieron resultados que no eran positivos para nosotros, pero lo importante es que ahora la realidad es otra y vamos por buen camino", recalcó Carlos Johnson.

Conquistar tres victorias de forma consecutiva también es una marca distante para los brumosos, ya que la última vez que lo consiguieron fue el 30 de noviembre del 2014, en el cierre del Torneo de Invierno, cuando derrotaron a Belén, Saprissa y Limón para amarrar su clasificación a semifinales.