Por: Fanny Tayver Marín 23 noviembre, 2015
Los morados festejan el gol de Colindres, uno de los hombres más insistentes en la ofensiva morada. A su tanto se uniría el de Bolaños. Ambos complementan la buena racha de Ariel. | ADRIÁN ARCE
Los morados festejan el gol de Colindres, uno de los hombres más insistentes en la ofensiva morada. A su tanto se uniría el de Bolaños. Ambos complementan la buena racha de Ariel. | ADRIÁN ARCE

Saprissa mostró nuevos bríos en Guápiles. El parón por los juegos de la Selección Nacional en la eliminatoria le sentaron bien a los tibaseños y el Monstruo se fortalece con goles.

La eficacia de la S ya no solo pasa por los botines del goleador Ariel Rodríguez.

El atacante marcó un doblete y quedó a un tanto de Erick Scott en la tabla de goleo, pero también concretaron Daniel Colindres y Christian Bolaños.

“Anotar es aportarle al grupo, nosotros los delanteros tenemos que hacer ese trabajo. Se nos están dando las anotaciones y espero seguir así. Es importantísimo que otros compañeros también marcaran”, dijo Ariel Rodríguez.

Él lleva la batuta y es el director de la orquesta. Está enrachado, pero asegura que su objetivo primordial es la labor de conjunto y ayer, mientras la afición lo ovacionaba, no se cansó de repetir que lo mejor del partido es que su equipo sumó tres puntos vitales para la clasificación.

“Las que me quedan las puedo anotar y eso es lo más importante, estar ahí y ser efectivos, porque de eso es lo que vivimos nosotros y si así se le ayuda a ganar al equipo, magnífico”, destacó.

Dijo que la lucha por el goleo del Invierno no lo inquieta, ni lo presiona, tampoco lo obsesiona.

“Si puedo seguir anotando, lo hago por el bienestar del grupo; ya lo personal vendrá solo. No busco nada personal. Para mí, primero está Saprissa”.

Añadió que si los morados continúan con el estilo de juego que mostraron en la casa guapileña, “todo irá bien, porque lo más seguro es que vamos a hacer un buen papel en lo que falta”.

Rodríguez destacó que ser efectivos en Guápiles era una obligación y lo consiguieron.

“Era nuestra primera final y ahora viene el miércoles la otra final ante Carmelita. Así seguiremos viendo todos los partidos”.

Con su triunfo de ayer, Saprissa llegó a 30 puntos y es el segundo equipo más goleador.