Derrota ante la UCR hace que los erizos queden empatados en puntos con Belén

Por: José Luis Rodríguez C. 20 abril, 2016
José Guillermo Ortiz choca por un balón con Randall Alvarado
José Guillermo Ortiz choca por un balón con Randall Alvarado

El contragolpe que Jonathan Sibaja culminó con un derechazo que venció a Pemberton, puso en una hipoteca la tercera posición que ostenta Alajuelense de cara a las semifinales.

Aquella anotación, al 76’, elevó las posibilidades de Belén de quitarle el tercer puesto a los manudos.

Ambos tienen 39 unidades. Lo único que sostiene a los erizos como terceros es que tienen una diferencia a favor de 23 goles, mientras que Belén 14.

Claro, la derrota manuda ahora le da una importancia preponderante al juego que los liguistas enfrentarán este domingo con Cartaginés, en el Morera Soto, y al que tendrá Belén ante Herediano, siendo local.

Con la de anoche, la Liga sumó tres derrotas al hilo de visita: Herediano, Saprissa y UCR.

Esa urgencia por abrir distancia y dejar casi “cocinada” la tercera posición, mostró a una Liga incisiva en la primera parte, fiel a su estilo, pero que quiso marcar temprano para evitar sufrimientos más adelante.

La victoria de Belén ante Pérez Zeledón, por la tarde, pudo haber acicateado esa premisa de acabar rápido con la UCR.

Así que, al minuto 17, fue El Chirriche, José Guillermo Ortiz, quien se encargó de marcar el 0-1 tras recibir un pase de Gabas.

Esta vez Gabas se notó más participativo, yendo y viniendo en el medio campo y filtrando balones como en aquellos años cuando era un indiscutible.

Con Jossimar Pemberton y Diego Madrigal, esa fórmula de pequeños-rápidos, Alajuelense sostuvo a los celestes en su campo, dando poco espacio para que Jonathan Sibaja y Joel Silva se sumaran en la zona ofensiva.

Pese a que los manudos pusieron cartas de protagonismo desde que se pitó el arranque, la U tuvo una que el árbitro, influenciado por su asistente, anuló pese a que el gol estaba válido.

Claro, aquella solitaria llegada, y otra de Sibaja que le llegó suave a Patrick, fueron muy poco para inquietar a la Liga.

Sin aire. La segunda parte, inexplicablemente, dio vuelta a los roles de ambos equipos, ya que los universitarios tomaron el balón y crearon el peligro, mientras que la Liga, sin piernas, esperó.

El empate llegó mediante un golazo de tiro libre ejecutado por Darío Delgado, y el 2-1, con otra obra de arte firmada por Jonathan Sibaja, quien en su hábitat desequilibrante sacó tres marcas frente al área, surcó la línea del área grande y fusiló a Patrick.

La Liga hipotecó la tercera casilla y se tambalea.

Alajuelense perdió ante Herediano, Saprissa y UCR en sus tres últimos partidos como visitante

Etiquetado como: