Saprissa extrañó a un delantero de peso y a un tercer central con experiencia

Por: Miguel Calderón S. 6 marzo, 2015

A la actual versión del Saprissa le alcanzó para superar al Real Estelí de Nicaragua y al Sporting Kansas de Estados Unidos, pero no le bastó para darle pelea al América de México.

Los morados se quedaron cortos en cuanto a plantel para afrontar la serie ante el campeón mexicano y esto se vio reflejado en ambos partidos.

Los fichajes entre diciembre y enero no fueron suficientes.

Saprissa extrañó a un delantero de peso y letal en el área, aparte de un tercer central (además de Machado e Imperiale) con experiencia en torneos internacionales y, sobre todo, con la intensidad para frenar los ataques de jugadores como Sambueza, Quintero y Peralta.

Para medirse a los americanistas, la S se reforzó con seis jugadores: Andrés Imperiale, Sebastián Diana, Néstor Monge, Jonathan Moya, Joseph Mora y Reinaldo Brenes; sin embargo, ninguna de estas contrataciones logró pesar en los duelos e incluso algunos, como Brenes, ni siquiera tuvieron participación.

Por ejemplo, el equipo mostró muchas debilidades y yerros ante las lesiones inesperadas de Sergio Córdoba y Heiner Mora.

El técnico Jeaustin Campos tuvo que recurrir al capitán del equipo, Gabriel Badilla, en ambos juegos, esto pese a que en lo que llevamos del 2015 solo había jugado 90 minutos (en el clásico) y que anteriormente también se vio afectado por las lesiones.

Poco peso. Por otra parte, ante la ausencia, por sanción, de Ariel Rodríguez en el estadio Azteca, el Monstruo solo contaba con Daniel Colindres, Jonathan Moya y Mynor Escoe en el ataque.

En el caso de Escoe, el jugador llegó a esta serie sin ritmo pues apenas hace dos semanas dejó atrás un severo desgarro en su muslo. Mientras, Moya vivió su primera experiencia en el certamen de Concacaf y solo sumó seis minutos en los dos encuentros.

Aunado a eso, Reinaldo Brenes, la última incorporación de los morados, ni tan siquiera ha debutado en el Verano .

A excepción de Colindres, no hubo otro jugador que llevara peligro al marco de las Águilas.

En el sector en donde Campos cubrió a medias sus falencias fue en la mediacancha. Néstor Monge fue el emergente ante las bajas de Juan Bustos Golobio y Manfred Russell. Él exbrumoso no desentonó ante los mexicanos, aunque llegó a estos choques falto de regularidad en el equipo.

Etiquetado como: