En plena pretemporada, tibaseños mostraron por primera vez a la mayoría de contrataciones

Por: José Pablo Alfaro Rojas 25 junio
El volante Randy Chirino es presionado con agresividad por el liberiano Christian Reyes, en un partido de poca dinámica y con escasas jugadas de gol. | DIANA MÉNDEZ
El volante Randy Chirino es presionado con agresividad por el liberiano Christian Reyes, en un partido de poca dinámica y con escasas jugadas de gol. | DIANA MÉNDEZ

El primer boceto dibujado por Carlos Watson sirvió para medir el comportamiento y la adaptación de los refuerzos.

Ante la ausencia de la contratación más mediática, el catracho Jerry Bentgson, la puesta en escena se acabó centrando en hombres que regresaron al club y otras contrataciones de un perfil más bajo.

El cotejo ante Liberia acabó con empate (1-1) y se transformó en el primer parámetro de lo que mostrará la S en el inicio de la temporada.

La competencia directa del hondureño, ausente pues aún no está a tono físicamente, es el delantero Jonathan Moya, que regresa al plantel tras una temporada en el Zirka de Ucrania.

Moya dejó su hábitat natural en el área para colaborar en el pivoteo. Aunque se movió poco por los costados, sí retrocedió en muchas ocasiones para pivotear y asistir a los futbolistas que se mueven por las bandas.

Abierto por la izquierda se colocó Luis Stwart Pérez. Más que un extremo dedicado solo al ataque, el futbolista se vio obligado a bajar para colaborar con la retaguardia. Todavía no se refleja la picardía y desequilibrio que mostró en su etapa en PZ.

Por el contrario, se vio impreciso en el pase y con poco tino para generar ocasiones de gol.

Del medio campo hacia arriba estuvieron ausentes Daniel Colindres, quien está de vacaciones, y Ulises Segura, de lleno en los trabajos de la Tricolor .

El cotejo frente a Liberia significó el regreso de Juan Bustos a la medular. El volante mixto deberá pelear por un espacio con los mediocampistas Mariano Torres y Anderson Leite, que se recuperan de lesiones y no estuvieron en este compromiso.

Después de un inicio de mucha participación, en el que pidió el balón con frecuencia, Bustos Golobio perdió protagonismo, la constante de su carrera.

El volante regresa a la S tras una campaña irregular en Cartaginés, en donde jugó la primera vuelta con mucha frecuencia, pero luego perdió su lugar.

Otro de los hombres que se estrenó con el Saprissa fue LeMark Hernández, ubicado por Watson como defensa central.

Tenía una tarde tranquila, con mucha salida limpia desde atrás, hasta que perdió un balón y cometió una falta fuera del área que el silbatero pitó como penal, al 71’.

El error de Hernández costó caro, ya que el volante Greivin Ureña mandó el balón a la red.

Unos minutos más tarde, al 82’, el central cobró otra pena máxima, esta vez a favor de los morados. Jordan Smith se encargó de igualar los cartones.

El enfrentamiento dilucidó algunas dudas sobre el planteamiento de Watson, que mantiene la esencia del juego por los costados. Tuvo poco volumen ofensivo, en parte porque está en plena pretemporada.

De Liberia se puede destacar la presencia de los canteranos y, sobre todo, el ingreso del que fue el “10” de Jicaral en la última campaña del Ascenso, Ureña. El volante tuvo pinceladas de talento con el balón dominado.

Etiquetado como: