Seguidores mostraron conductas inadecuadas durante la última fecha de la fase de grupos de la Liga de Campeones

 17 diciembre, 2013

Madrid, España

Joel Campbell celebra con sus compañeros una de las anotaciones en las que participó este domingo.
Joel Campbell celebra con sus compañeros una de las anotaciones en las que participó este domingo.

La UEFA sancionó al Olympiacos griego -donde juega el costarricense Joel Campbell- y al Zenit San Petersburgo ruso con el cierre de una parte de sus estadios en el próximo partido que disputen en la Liga de Campeones, esto por el comportamiento racista de su afición.

Los problemas se presentaron en los encuentros que dichos equipos disputaron en la sexta jornada de la fase de grupos de la Champions.

Según informó la UEFA, su Comité de Control y Disciplina determinó la sanción al Olympiacos debido a la conducta racista de sus seguidores, la utilización de bengalas y el uso de un láser, en el partido disputado en casa ante el Anderlecht.

Ese juego del pasado 10 de diciembre le dio el acceso al equipo griego a los octavos de final de la Liga de Campeones.

La zona del estadio Georgios Karaiskakis que sufrirá el cierre durante el próximo encuentro (Manchester United, 25 febrero del 2014) será el denominado nivel inferior de la tribuna norte. Asimismo, el club recibió una multa de 30.000 euros.

La sanción al Zenit, por el duelo que jugó en terreno del Austria Viena, se debe a que sus seguidores exhibieron una bandera ofensiva en las gradas y lanzaron bengalas.

Se aplicará el cierre en la zona que habitualmente ocupan los 'ultras' del equipo en el estadio del Zenit, en el próximo partido que jugará en la Liga de Campeones ante el Borussia Dortmund, el 25 de febrero del 2014.

El Zenit también fue multado con 40.000 euros.