Por: David Goldberg J. 26 julio, 2014

El que conoce al director de Selecciones, Ricardo Chacón, sabe que es una persona muy serena. Lo era igual como jugador. Tiene pocos o ningún pleito conocido.

Pero en Brasil, no se escapó de tener un conflicto con el entrenador Jorge Luis Pinto.

El dirigente contó ayer, en un día de serias descargas de parte de casi toda la Fedefútbol, que el cafetero durante todo el Mundial estuvo siempre a punto de estallar.

La tensión lo consumió hasta que empezó a buscar problemas donde no los había.

Ricardo Chacón, director de selecciones, tuvo choques. | ARCHIVO
Ricardo Chacón, director de selecciones, tuvo choques. | ARCHIVO

“El día antes del partido contra Holanda queríamos sacarnos una foto de toda la delegación con la bandera que le daríamos de agradecimiento a la ciudad de Santos. Además, nos habían mandado un video desde Costa Rica que queríamos ver. Entonces , durante la cena, le dije ‘¿profesor, por qué no nos tomamos ya la foto?”, dijo Chacón, hasta haciendo una pausa dramática.

“Y de la nada me gritó, frente a todo mundo, ‘haga lo que dé la gana’ y siguió recto. No me quedó otra que decirle, ‘eso voy a hacer’”, agregó el director.

Lo curioso es que la respuesta fue dar el ejemplo ante una orden que él mismo giró unos días antes, tras ser testigo de otros abusos.

“Yo le di la orden al cuerpo técnico y a otra gente de que no se dejaran, que le contestaran si los quería humillar. Que no se quedaran callados. Y efectivamente todos empezaron a pararse. Es que la verdad aguantamos muchas cosas”, expresó Chacón.