El jugador alemán sufrió una lesión del ligamento cruzado de su rodilla derecha, durante un amistos de su selección ante Italia, en noviembre pasado.

 19 marzo, 2014

Berlín

Sami Khedira se lesionó en el amistoso entre Alemania e Italia.
Sami Khedira se lesionó en el amistoso entre Alemania e Italia.

El centrocampista del Real Madrid y de la selección alemana Sami Khedira dijo que no sería el fin del mundo perderse el Mundial de Brasil este año debido a su grave lesión en una rodilla.

El jugador de 26 años sufrió su lesión del ligamento cruzado de su rodilla derecha jugando con Alemania en un amistoso ante Italia (1-1) en noviembre y está luchando por recuperarse a tiempo para el Mundial.

"Mi objetivo es jugar el Mundial, pero todavía estoy tranquilo", afirmó Khedira a la revista alemana 11Freunde.

"Si no lo hago, no sería el fin del mundo para mí", apuntó.

Khedira tiene como misión poder llegar en forma a esa Copa del Mundo, donde Alemania debuta contra Portugal en Salvador el 16 de junio.

"Trabajaré intensivamente hasta el último segundo, pero también sé que no tiene sentido mentirse a uno mismo, es algo que he aprendido en la rehabilitación", dijo Khedira, que ha vestido en 44 ocasiones la camiseta de Alemania.

El seleccionador de la Mannschaft, Joachim Löw, dijo que no llamaría a ningún jugar para el Mundial si no está al cien por cien.

Además de enfrentarse a Portugal, Alemania jugará en la primera fase del Mundial 2014 contra Ghana y Estados Unidos.