Los blancos vivieron de la renta y ganaron la serie 5-4

Por: Fiorella Masís 10 marzo, 2015

El Real Madrid sufrió más de lo que esperaba para avanzar a los cuartos de final de la Champions League, tras perder en casa 3-4 el partido de vuelta ante el Schalke 04.

Los merengues vivieron de la renta del primer juego, el que ganó 0-2, para así dejarse la serie con un global de 5-4.

El conjunto alemán llegó al Santiago Bernabéu con la intención de complicarle la vida a los blancos, y lo lograron de principio a fin.

Cristiano Ronaldo fue el encargado de llevar un poco de tranquilidad a su equipo, al darle el empate momentáneo en dos ocasiones, y de paso colocarse como el máximo goleador de todas las competiciones europeas, por encima de Lionel Messi.

Sin duda esos dos tantos fueron fundamentales, así como el gol de Benzema, para que los de Ancelotti disfruten en este momento del costoso pase a cuartos.

Pocos presupuestaban la derrota del club español, que jugó uno de sus peores encuentros en lo que va la temporada.

Un zurdazo del australiano Christian Fuchs (20') fue el primer golpe a los de casa, pero tan solo cinco minutos después CR7 trajo tranquilidad a su afición, con un cabezazo lleno de furia que quedó en evidencia con su celebración.

El primer tiempo terminó con las revoluciones al 100%, Klaas Huntelaar puso en problemas a Iker Casillas, quien rechazó el balón al centro y lo dejó servido para el goleador holandés (40'). De nuevo pasó poco tiempo y Cristiano apareció de nuevo con otro certero remate de cabeza y su equipo se fue al camerino con relativa paz.

Parecía que en la segunda parte la historia sería diferente, gracias al tanto de Karim Benzema al minuto 52, pero los momentos más inquietantes estaban por venir para Ancelotti y compañía.

En ese momento el Schalke necesitaba tres goles para eliminar al Madrid, y quedó cerca.

Al 57' Leroy Sané envió un trallazo desde fuera del área y Casillas quedó tendido sin opción de evitar la anotación. El camino se veía muy empinado para los alemanes, sobre todo porque el Real creó peligro con ciertos intentos.

Sin embargo, Huntelaar (84') se encargó de que fuera un cierre de infarto. Un golazo fue el que puso con los nervios de punta a toda la plantilla merengue, que a como pudo, resguardó el marco en los últimos minutos y selló un sufrido pase en Champions.

Incidencias del juego

Estadio: Santiago Bernabéu (Madrid)

Asistencia: 60.000

Árbitro: Damir Skomina

Amonestaciones:

Real Madrid: Cristiano Ronaldo (31), Coentrao (55)

Schalke 04: Fuchs (90+3)

Alineaciones:

Real Madrid: Iker Casillas (cap) - Álvaro Arbeloa (Nacho Fernández 83), Pepe, Raphael Varane, Fábio Coentrao (Marcelo 58) - Sami Khedira (Luka Modric 58), Toni Kroos, Isco - Gareth Bale, Karim Benzemá, Cristiano Ronaldo. DT: Carlo Ancelotti.

Schalke 04: Timon Wellenreuther - Benedikt Höwedes (cap), Joël Matip, Matija Nastasic, Christian Fuchs - Max Meyer, Roman Neustädter, Marco Höger (Leon Goretzka 57), Tranquillo Barnetta (Atsuto Uchida 81) - Eric Choupo Moting (Leroy Sané 29), Klaas-Jan Huntelaar. DT: Roberto Di Matteo.