El campeón francés ganó 3-1 en el Parque de los Príncipes y se acerca a la semifinal

 3 abril, 2014

PARíS. AFP El París Saint-Germain dio un gran paso hacia las semifinales de la Liga de Campeones ayer, con un 3-1 sobre el Chelsea, en el partido de ida de cuartos de final.

El delantero argentino Ezequiel Lavezzi abrió el marcador al 4’ y el belga Eden Hazard equilibró provisionalmente para los londinenses en el 27’, de penal.

En la segunda parte, un tanto en contra del brasileño David Luiz (61’) adelantó a los franceses y Javier Pastore, con otro en el descuento final (93’), fijó una ventaja importante para los suyos de cara al compromiso de vuelta.

El triunfo mitigó la preocupación de los parisinos por su estrella sueca Zlatan Ibrahimovic, quien se retiró del campo por lesión.

Ibra es el máximo anotador del equipo en esta Liga de Campeones (10) y una pieza clave en el ataque del equipo. Fue sustituido con un dolor en la parte trasera del muslo derecho, que dejaría muy en el aire su presencia en la vuelta.

Chelsea, que el pasado fin de semana cedió el liderato de la Premier en beneficio del Liverpool, continúa con sus malos resultados y tiene complicado seguir adelante en la búsqueda de su segunda corona europea, tras la del 2012.

El París Saint-Germain, líder destacadísimo en la liga francesa y que la pasada campaña cayó en cuartos de la Champions ante Barcelona, parece ahora tener cerca su regreso a semifinales de este torneo, por primera vez desde 1995.

Los futbolistaS de PSG celebraron con suma efusividad el tercer gol, conseguido por Javier Pastore, al 93’. | AP
Los futbolistaS de PSG celebraron con suma efusividad el tercer gol, conseguido por Javier Pastore, al 93’. | AP

Desarrollo. Casi sin tiempo para que los equipos se asentaran sobre el césped del Parque de los Príncipes, PSG asestó un zarpazo. Blaise Matuidi envió un centro al área que John Terry despejó mal y Lavezzi, atento, firmó el 1-0.

El propio Pocho tuvo la siguiente gran ocasión del campeón galo, con un disparo que quedó en la red, pero del lado de fuera.

Los Blues retomaron el vuelo con un penal de brasileño a brasileño: de Thiago Silva a Óscar. Hazard transformó con efectividad.

Lavezzi seguía siendo el hombre más peligroso de los parisinos y al 32’ obligó a otra buena intervención de Petr Cech.

Mientras, los ingleses causaban daño al contragolpe y Hazard, con una volea, golpeó el vertical.

En la segunda parte, Lavezzi (52’) volvió a acercarse al gol, el cual llegó un poco más tarde con un centro suyo. El brasileño David Luiz envió al fondo de su propia portería cuando quería despejar.

La lesión de Ibrahimovic disparó las alarmas, pero el resto de atacantes parisinos seguían intentando ampliar la victoria.

El uruguayo Edinson Cavani no lo consiguió en el 84’ con un disparo algo desviado, pero sí lo logró Pastore, que había entrado al 85’.

Fue en jugada personal, al esquivar al español César Azpilicueta y a los veteranos Frank Lampard y Terry, para batir por bajo a Cech y poner la eliminatoria muy de cara para el campeón de Francia.

Etiquetado como: