La diferencia entre ambos se mantuvo, por lo tanto, en dos puntos. Los napolitanos habían ganado en las ocho jornadas anteriores, por lo que dejaron sus primeros puntos de este curso.

 21 octubre
El guardameta del Inter de Milán, Samir Handanovic, fue figura ante el Nápoles. En esta acción evitó el gol de Dries Mertens.
El guardameta del Inter de Milán, Samir Handanovic, fue figura ante el Nápoles. En esta acción evitó el gol de Dries Mertens.

AFP

El Nápoles se mantuvo como líder de la Serie A italiana con su empate 0-0 en casa contra un combativo Inter de Milán, segundo clasificado, este sábado en el partido estrella de la novena jornada del Calcio.

La diferencia entre ambos se mantuvo, por lo tanto, en dos puntos. Los napolitanos habían ganado en las ocho jornadas anteriores, por lo que dejaron sus primeros puntos de este curso.

El Inter se hubiera situado como el nuevo líder en caso de victoria en el Estadio de San Paolo. No lo consiguió, pero sumó un punto valioso y dio una buena imagen, que le confirma como candidato a pelear esta campaña por el Scudetto.

El beneficiado indirecto de este reparto de puntos podría ser la Juventus, tercera, que juega el domingo en el campo del Udinese (10 a. m.). Antes de este partido, la Juve, defensora del título, está a cuatro puntos del Inter y a seis del Nápoles, pero en caso de victoria conseguirá recortar la desventaja con los dos equipos que le preceden en la tabla.

En idéntica situación que la Juventus, con los mismos puntos, está Lazio (cuarto lugar), que cerrará la jornada el domingo como local frente al Cagliari (12:45 p. m.), con lo cual también tiene una buena oportunidad para acercarse a napolitanos e interistas.

En el partido de este sábado entre los dos primeros, el Inter no solo se limitó a defender, aunque es cierto que sus mejores hombres fueron el arquero esloveno Samir Handanovic y el defensa central eslovaco Milan Skriniar.

En una primera parte intensa, el Nápoles tuvo más posesión del balón, llevó la iniciativa, pero eso no terminó de traducirse en mayores ocasiones de gol.

Handanovic brilló con una doble intervención ante José Callejón y luego Dries Mertens, en el 20', pero el arquero del Nápoles, Pepe Reina, también tuvo que esforzarse para repeler los disparos con peligro de Mauro Icardi (39') y Borja Valero (42').

En el 48', Raúl Albiol evitó el gol del Inter despejando un balón sobre la línea tras una incursión del uruguayo Matías Vecino y el eslovaco Marek Hamsik estuvo a punto de marcar para los locales, en el 55'.

El encuentro estaba lleno de alternativas, pero poco a poco fue bajando de ritmo, con un Nápoles cansado por el esfuerzo de esta semana para el partido ante el Manchester City (victoria inglesa 2-1), en la Liga de Campeones.

A pesar de ello, las dos últimas grandes ocasiones fueron para los líderes, primero con un volea desde lejos del polaco Piotr Zielinski (84') y luego con un rechace al que llegó Mertens (90'), pero Handanovic terminó salvando la situación en ambas ocasiones.

En el otro partido del sábado en la liga italiana, la Sampdoria se puso quinto provisionalmente, gracias a su paseo con un 5-0 sobre el Crotone.

Fue un encuentro sin historia, en el que Gian Marco Ferrari abrió la cuenta en el minuto 3 y luego llegaron los tantos de Fabio Quagliarella (12', de penal), Gianluca Caprari (39'), Karol Linetty (71') y Dawid Kownacki (76').

Con este segundo triunfo consecutivo en la liga italiana, la Samp se pone con 17 puntos, a dos provisionalmente del podio de la Serie A y adelanta en dos a la Roma (sexta), que visita el domingo al Torino (octavo), a las 7 a. m.

El Crotone, decimosexto, no pudo alejarse de la zona de descenso y complica su situación.

Etiquetado como: