El Ajax ganó su cuarto título en fila del campeonato holandés a una fecha del final

Por: Diego Ureña S. 28 abril, 2014

El Liverpool soltó el título de la liga inglesa que tenía en sus manos al caer de local por 0-2 ante el Chelsea y ahora depende de lo que haga el Manchester City para recuperar la ilusión de 24 años de espera.

Para desgracia de los Reds , fue su capitán, Steven Gerrard, el principal culpable de la derrota, cuando al borde del descanso no midió bien la pelota, se resbaló y le dejó el gol servido a un Demba Ba sin marca, que no dudó en poner el 0-1.

Steven Gerrard, del Liverpool, intenta quitarle el balón a Mourinho. | AFP.
Steven Gerrard, del Liverpool, intenta quitarle el balón a Mourinho. | AFP.

La urgencia provocó que el Liverpool se fuera con todo al ataque, pero nunca encontró el gol y por el contrario el Chelsea lo liquidó con un segundo tanto al 92’, en un rápido contragolpe que definió el brasileño Willian con el arco vacío.

Lo más grave de esta derrota es que el Manchester City revivió sus opciones y ahora tiene el destino en sus manos: ayer venció 0-2 al Crystal Palace y debe ganar sus tres partidos restantes para ser el campeón de Inglaterra.

Un equipo que sí cumplió con su tarea fue el Ajax de Amsterdam, que se coronó tetracampeón de la liga de Holanda y sumó la estrella 33 de su historial en ese torneo.

Los jugadores del Ajax celebran el título 33 y cuarto consecutivo que ha obtenido el club en Holanda. | AP.
Los jugadores del Ajax celebran el título 33 y cuarto consecutivo que ha obtenido el club en Holanda. | AP.

Los capitalinos solo necesitaban empatar en su visita al Heracles Almelo y un 1-1 fue suficiente para alcanzar el objetivo a una fecha de que se termine el torneo.

En Italia, la Roma venció el viernes al Milan, por lo que la Juventus no se podrá coronar hoy ni aunque venza al Sassuolo.

El líder de la liga española, el Atlético de Madrid superó uno de sus mayores escollos al derrotar 0-1 de visita al Valencia y no cedió espacio ante el Barcelona, que derrotó 2-3 en su visita al Villarreal, gracias a dos autogoles locales.