Basta con que los catrachos no salgan goleados del Azteca el próximo martes

Por: Kenneth Meléndez 3 septiembre, 2016
Romell Quioto (derecha) celebró con Anthony Lozano (izquierda) tras marca el 2 a 1 que le permite a Honduras acariciar el boleto a la hexagonal final de la Concacaf. | AFP
Romell Quioto (derecha) celebró con Anthony Lozano (izquierda) tras marca el 2 a 1 que le permite a Honduras acariciar el boleto a la hexagonal final de la Concacaf. | AFP

Honduras venció 2 a 1 a Canadá y quedó muy cerca de sellar su clasificación a la hexagonal final de la Concacaf.

Ambas selecciones disputan el segundo boleto del grupo 1, en el cual ya México se aseguró el primer lugar desde marzo.

Con solo empatar el martes en tierras aztecas, la H estará en la siguiente fase; incluso, con una derrota podría lograr el boleto, siempre y cuando Canadá no gane, o si lo hace, que no supere la diferencia de goles de los dirigidos por Jorge Luis Pinto.

A falta de una fecha, los catrachos tienen tres puntos más que los norteamericanos y cuentan con una diferencia de goles de cero, mientras que los canadienses tienen un -5.

Para que Canadá deje fuera a Honduras necesita una combinación de resultados, por ejemplo, que la H pierda 2 a 0 en el Estadio Azteca, de México, y que en casa, los de la hoja de maple ganen 4 a 0 a El Salvador.

El juego de números también podría beneficiar a los canadienses con una goleada a favor de México ante Honduras.

Este viernes, quien dirigió a la bicolor fue Amado Guevara, asistente de Pinto, quien estuvo en la gradería cumpliendo una sanción.

El Lobo aseguró que deben dejar la confianza de lado e ir a México a sacar el triunfo.

“Se puede ganar, iremos a México a buscar el triunfo porque se puede ganar, vamos a trabajar para eso. Sabemos que allá nos jugamos mucho, sabemos lo que significa jugar contra ellos, siempre es un partido especial y esperamos asegurar la clasificación”, aseguró el asistente.

Por su parte, Benito Floro, técnico de Canadá, dijo que confían en el profesionalismo de México y que hay muchas posibilidades de vencer a El Salvador, por lo cual no pierden las esperanzas.

“Como profesionales, estamos obligados a creer, además es bastante posible. Si conseguimos un buen resultado con El Salvador, que es un equipo que me gusta mucho, y por supuesto, si México, que tiene la obligación moral, gana, tenemos la posibilidad”, manifestó el entrenador español.

Triunfo trabajado. Con el Estadio Olímpico Metropolitano abarrotado y con el calor abrumador de San Pedro Sula, Honduras fue mejor que los visitantes, especialmente cuando el atacante Alberth Elis tenía el balón en los pies.

Él fue la principal novedad en el once de Pinto y, al igual que en los Juegos Olímpicos de Río, fue la figura más destacada.

Pero fue Canadá el que se adelantó en el marcador a los 35 minutos, cuando el volante Manjekar James envió el balón al fondo con un cabezazo tras el tiro de esquina cobrado por Scott Arfield.

Con el marcador en contra, Honduras sufrió, especialmente porque los norteamericanos se replegaron y dejaban espacios.

Se jugaban dos minutos de reposición del primer tiempo cuando Mario Martínez marcó un gol vital, porque iniciar el complemento abajo en el marcador podía llevar a la desesperación.

A los cinco minutos del segundo tiempo, Honduras liquidó el partido tras una jugada personal de Elis, que sirvió el balón a otra de las estrellas catrachas en la Olimpiada, Romell Quioto, quien solo empujó el balón hacia la red.

Los centroamericanos pudieron estar más cerca del boleto, pero no convirtieron en gol las muchas ocasiones ofensivas.

Etiquetado como: