Richard Scudamore indicó que el más reciente incidente de mordisco de Suárez, que sucedió durante el partido entre Uruguay e Italia por el Mundial, afectó al Liverpool y a la liga

 13 agosto, 2014

Londres

Luis Suárez manchó la reputación del fútbol inglés con su conducta antideportiva y es bueno que se haya ido a la liga española, dijo este miércoles el jefe de la Premier League, Richard Scudamore.

El delantero uruguayo Luis Suárez celebra su gol de este domingo para Liverpool ante Norwich. Se trata del tanto número 30 del charrúa de la actual temporada de la Liga Premier.
El delantero uruguayo Luis Suárez celebra su gol de este domingo para Liverpool ante Norwich. Se trata del tanto número 30 del charrúa de la actual temporada de la Liga Premier.

"Ya tuvo su época aquí... no puedo decir que lamento su partida", dijo Scudamore, el director ejecutivo de la liga más lucrativa del mundo, sobre el delantero uruguayo que brilló con Liverpool.

Los Reds vendieron a Suárez al Barcelona por $130 millones en julio, poco después de que el artillero fue suspendido por cuatro meses por morder a un oponente durante la Copa del Mundo.

Suárez ya había sido suspendido dos veces en su carrera por el mismo delito, una en la Premier tras morder a Branislav Ivanovic de Chelsea en abril de 2013, y otra cuando jugaba con Ajax en el campeonato holandés.

También fue suspendido en Inglaterra en 2011 por insultos racistas hacia Patrice Evra en un partido contra Manchester United.

"Es un gran jugador y no voy a restarle méritos a su talento, fue elegido como el mejor futbolista de la temporada pasada tanto por sus colegas jugadores como por la prensa, y lo merecía", agregó Scudamore sobre Suárez, el máximo goleador de la Premier la temporada pasada.

"Fue fabuloso tenerlo, pero era como una bomba de tiempo, y si tratas de promover lo bueno que tiene la liga Premier, siempre estás esperando por el próximo escándalo".

Scudamore indicó que el más reciente incidente de mordisco de Suárez, que sucedió durante el partido entre Uruguay e Italia por el Mundial, "sin duda afectó a Liverpool, uno de nuestros grandes clubes. Y también nos afectó a nosotros (la liga Premier)".

La salida de Suárez a la liga española deja al futbol inglés sin su mejor jugador de la temporada pasada, lo mismo que sucedió la campaña anterior, cuando Gareth Bale se fue de Tottenham al Real Madrid por 100 millones de euros ($132 millones), la transferencia más cara en la historia.