10 junio
Harry Kane (izquierda) celebra con Chris Smalling su gol ante Escocia al minuto 93.
Harry Kane (izquierda) celebra con Chris Smalling su gol ante Escocia al minuto 93.

Inglaterra empató este sábado con Escocia (2-2) en Glasgow, en un partido con tres goles en los últimos ocho minutos, en la sexta fecha de la fase clasificatoria europea para el Mundial de Rusia 2018, en la que los ingleses siguen comandando con autoridad la llave F.

En un final de infarto, el delantero del Celtic Leigh Griffiths dio la vuelta al primer gol inglés, con dos tantos de libre directo, aunque Harry Kane enterró las ilusiones de los escoceses en el tiempo añadido.

El primer gol del partido fue obra del medio del Arsenal Alex Oxlade-Chamberlain al 70', que acababa de ingresar al terreno de juego, mediante un disparo con la diestra que el arquero escocés del Celtic Craig Gordon desvió al fondo de su red.

A falta de tres minutos para el final, Griffiths convirtió el primero de sus dos lanzamientos de falta, y tres minutos después repetiría el lanzamiento al fondo de la red. El capitán inglés Harry Kane selló en el 90'+3 el empate definitivo.

"El final fue significativo para mí porque el carácter del equipo se hizo patente en esos momentos", señaló el seleccionador inglés Gareth Southgate, cuyo equipo se enfrentará el martes a Francia en París, en un fogueo.

Los ingleses, que no conocen la derrota y que solo han cedido dos empates, lideran su grupo con 14 puntos, tres más que su inmediato perseguidor, Eslovenia, que se impuso 2-0 a Malta.

Escocia, por su parte, se queda en el cuarto puesto con 8 puntos y mantiene opciones de clasificarse al Mundial ruso y poner así fin a una racha sin acceder a un torneo grande desde 1998.

"El objetivo es clasificarse y estamos al frente del grupo. No dominamos como para ganar, según la película del partido tenemos que estar satisfechos con el punto", añadió Southgate.

En Glasgow el gol final del delantero del Tottenham evitó que Escocia se vengase de la derrota sufrida en noviembre (3-0), quedándose a segundos de lograr su primer triunfo sobre su rival histórico desde 1999.

"A mis 60 años, habría sido el mejor resultado de mi carrera", consideró el técnico de Escocia Gordon Strachan.

En un estadio de Hampden Park repleto, Escocia comenzó el choque con mayor intensidad, encerrando a sus vecinos del sur en el área y buscando los balones aéreos.

Griffiths fue el primero en avisar con un disparo que atajó en dos tiempos Joe Hart.

Inglaterra respondió con un derechazo de Marcus Rashford que acabó en córner al 20' y en el 40' Adam Lallana lo intentó con un zurdazo desde una posición escorada que el arquero escocés envió al tiro de esquina.

Jake Livermore tuvo la más clara para Inglaterra en la segunda mitad, pero su disparo tocó en un rival antes de encontrarse con el poste.

Kane estuvo a punto de adelantar a los suyos con un testarazo al que respondió magistralmente el meta escocés, que fallaría clamorosamente en el tanto inglés tres minutos después, en el 70', cuando Oxlade-Chamberlain desencadenó un final para el recuerdo.

Juegos del domingo

10 a. m.

Moldavia vs. Georgia

República de Irlanda vs. Austria

Finlandia vs. Ucrania

12:45 p. m.

Serbia vs. Gales

Macedonia vs. España

Israel vs. Albania

Italia vs. Liechtenstein

Islandia vs. Croacia

Kosovo vs. Turquía

Etiquetado como: