El presidente del Inter de Milán dio marcha atrás con el intercambio del centrocampista

 21 enero, 2014

Roma

Freddy Guarín (izq.) disputa un balón ante Sebastien De Maio, durante un juego entre el Genoa y el Inter de Milán.
Freddy Guarín (izq.) disputa un balón ante Sebastien De Maio, durante un juego entre el Genoa y el Inter de Milán.

El presidente del Inter de Milán, el magnate indonesio Erick Thohir, decidió este martes no intercambiar finalmente al centrocampista colombiano Freddy Guarín por el montenegrino Mirko Vucinic, que milita en la Juventus.

Después de dos días de negociaciones entre los dos clubes y de la voluntad del colombiano de vestir la camiseta "bianconera", el directivo indonesio dio marcha atrás en este polémico intercambio.

Durante la tarde de ayer, los aficionados del fondo norte del Inter aseguraron que dejar marchar a Guarin a la Juventus era "la gota que colmaba el vaso".

De este modo y a pesar de que la operación de intercambio estaba sellada y el acuerdo parecía total entre los dos clubes, la directiva del Inter dio marcha atrás en su decisión de dejar marchar al volante colombiano, que suma tres goles en la Primera División (Serie A) italiana.

En el comunicado, publicado ayer por la "Grada Norte", los hinchas atacaban al presidente Thohir, al que recomendaron alejarse del fútbol.

"El Inter juega en la Serie A y se merece un club de Serie A", rezaba dicho comunicado en el que además se afirmaba que el traspaso de uno de los jugadores más importantes del club sería la gota que colma el vaso.