Los dirigidos por David Moyes no estarán en la gran cita de clubes tras 19 años

 21 abril, 2014

Londres. EFE y AFP El Everton amplió sus miras hacia la cuarta plaza de la Liga Premier, la última que da acceso a la Liga de Campeones y por la que puja con el Arsenal, tras imponerse al Manchester United (2-0), al que dejó, provisionalmente, fuera de los puestos europeos.

El Everton encauzó su camino tras la derrota encajada el pasado fin de semana, cuando cedió el cuarto puesto al equipo de Arsene Wenger. En esta ocasión, en Goodison Park, superó al cuadro de David Moyes, quien hace un año dirigía al equipo de Liverpool.

El penal transformado por Leighton Baines, al 28’, encarriló el triunfo del Everton, que dejó sentenciado el choque al borde del descanso con el gol del belga Kevin Mirallas a pase de Seamus Coleman.

El Everton se mantiene a un punto del Arsenal, que previamente ganó a domicilio en el el KC Stadium al Hull City (0-3), con dos goles del alemán Lukas Podolski, al 45’ con un fuerte remate y al 54’.

Antes ya había abierto el marcador Aaron Ramsey a los 31 minutos a pase del español Santi Cazorla.

El Manchester United, sin objetivos en el presente curso, queda provisionalmente al margen de puestos europeos y, matemáticamente, fuera de la Liga de Campeones, una competición a la que no ha faltado desde 1996.

El belga Kevin Mirallas celebra la segunda anotación para el Everton, que sacó al Manchester United de la próxima Liga de Campeones. | AFP
El belga Kevin Mirallas celebra la segunda anotación para el Everton, que sacó al Manchester United de la próxima Liga de Campeones. | AFP

Cerca del sueño. Lejos queda la lucha por el título que acaricia el Liverpool. Sobre todo después de ganar en el campo del club Norwich.

Los reds lograron su undécima victoria consecutiva (2-3) para asestar un golpe casi definitivo a la Liga Premier de Inglaterra, ya que a falta de tres partidos tiene cinco puntos de ventaja sobre el Chelsea, que el sábado perdió 2-1 en Stamford Bridge ante el colista Sunderland, antes del decisivo choque que disputarán ambos conjuntos en Anfield la próxima semana.

Brendan Rodgers no pudo contar, por lesión, con Daniel Sturridge, autor de 20 goles esta temporada y uno de los seis candidatos a mejor jugador de la Premier, pero el equipo no acusó su ausencia.

En 11 minutos ya ganaba por 0-2, con goles del jamaicano Raheem Sterling (4’) y del uruguayo Luis Suárez (11’).

Tras el descanso, el partido cobró emoción con el gol de Gary Hooper para el Norwich en el minuto 54, al recoger un rechace y disparar raso tras una defectuosa salida del portero belga Simon Mignolet.

La intriga duró poco. En el 62’, Sterling cortó un pase en su propio campo y penetró hasta el área de enfrente, donde su remate desde la frontal, tras rebotar en un defensa, se elevó por encima del guardameta Ruddy. Quedaba media hora y los sustos no habían acabado para los “Diablos Rojos”.

En el 77’, un centro de Olsson desde la banda izquierda fue cabeceado a la red por Robert Snodgrass. El 2-3 devolvía la emoción a un encuentro que el Norwich quiso desordenar, y en el 82’ Mignolet atrapó sobre la misma línea el peligroso cabezazo picado de Ricky van Wolfswinkel.

El tercer aspirante al título, el Manchester City, tercero con 71 puntos, jugará hoy en su estadio ante el West Bromwich (16º).

El City está a nueve puntos del Liverpool y cuenta con dos partidos menos, pero la remontada del equipo dirigido por el Manuel Pellegrini se antoja muy difícil.