Por: Cristian Brenes 23 julio, 2015

Ver a México enfrentando a Estados Unidos en una final por la hegemonía del área, a estadio lleno y con una taquilla de récord, aún puede convertirse en realidad para la Concacaf.

Guardado (18) celebró con Peralta (19) el pase a la final. | AFP
Guardado (18) celebró con Peralta (19) el pase a la final. | AFP

El juego soñado de la Confederación no quedó truncado con la eliminación de los estadounidenses a manos de Jamaica, en los cuartos de final de la Copa Oro 2015, ya que aún se debe definir quién se deja el boleto a la Copa Confederaciones 2017, que se realizará en Rusia.

El derecho para participar en este evento se determina mediante un repechaje entre el campeón de la Copa 2013, título que se dejó el conjunto de las barras y las estrellas, y el monarca de la presente edición, que se definirá entre el Tri y Jamaica, el domingo a las 5:30 p. m., en el PPL Park de Philadelphia.

Si los aztecas logran alzarse con el cetro tendrían la opción de medirse a Estados Unidos en un único choque, para establecer el representante de Concacaf en Rusia.

Este juego se realizará el viernes 9 de octubre en un estadio y hora por confirmarse. Al tratarse de una fecha FIFA ambas selecciones podrían contar con sus mejores jugadores.

Pese a que México aún no se consagra como campeón, llega como favorito ante Jamaica para asegurarle a la Confederación la final soñada.