20 marzo, 2014

Pierrre-Emerik Aubameyang celebra el gol de Sebastian Kehl, en el único tanto del Borussia ayer. Eso les bastó para despachar al Zenit. | EFE
Pierrre-Emerik Aubameyang celebra el gol de Sebastian Kehl, en el único tanto del Borussia ayer. Eso les bastó para despachar al Zenit. | EFE

Dortmund, Alemania. AP Pese a sucumbir como local, el Borussia Dortmund se clasificó a los cuartos de final de la Liga de Campeones por segunda edición consecutiva al inclinar a su favor un saldo 5-4 en el marcador global de su eliminatoria contra el Zenit de San Petersburgo.

La renta del triunfo 4-2 en campo ruso hace dos semanas sirvió para neutralizar la derrota 2-1 sufrida ayer en su feudo del Westfalenstadion.

Los goles del brasileño Hulk y el venezolano José Salomón Rondón no alcanzaron para el Zenit.

Hulk abrió el marcador para el equipo ruso al 16', Sebastian Kehl igualó transitoriamente a los 38' y Rondón salió de la banca de suplentes y con un cabezazo estableció el 2-1 definitivo a los 73'.

El portero del Dortmund, Roman Weidenfeller, se lució al final al tapar un remate con aroma de gol de Igor Smolnikov.

Aunque repite en cuartos, este Dortmund está lejos de la versión que alcanzó la final alemana del año pasado, en la que sucumbieron ante Bayern Múnich. Los dirigidos por Juergen Klopp han sido mermados por lesiones y andan de capa caída en su liga.

“No hemos hecho un buen partido, pero estamos en cuartos”, dijo Kehl. Deberán echar de menos a su artillero Robert Lewandowski en la ida de cuartos de final por acumulación de tarjetas

“Creo que me empujaron por detrás y por eso la mano”, dijo Lewandowski.

“Una tarjeta amarilla totalmente absurda”, se quejó Klopp.

Con su cómoda ventaja tras la ida, Dortmund cedió al Zenit la iniciativa de entrada.

Mientras espera la incorporación del nuevo entrenador Andre Villas-Boas, el Zenit fue dirigido interinamente por Sergei Semak.

La última vez que el Dortmund alcanzó la fase de cuartos en ediciones seguidas fue hace 16 años. Se consagró campeón en 1997 y luego avanzó a semifinales.

“La mayor parte de los seguidores de fútbol saben que enfrentarse al Zenit no es un paseo. A cuartos solo llegan los mejores del fútbol europeo”, resaltó Klopp.

“Era muy difícil para nosotros venir aquí y conseguir tres goles”, aceptó Sergei Semak.