El equipo culé sigue a dos puntos del líder Real Madrid, que ganó ante el Éibar

 22 noviembre, 2014
Lionel Messi inicia el festejo con Xavi Hernández tras abrir el marcador ante el Sevilla.
Lionel Messi inicia el festejo con Xavi Hernández tras abrir el marcador ante el Sevilla.

Madrid

Barcelona vapuleó este sábado 5-1 al Sevilla en un partido que quedará para la historia por el récord que impuso Lionel Messi como máximo goleador de la Liga española.

Fue el mismo Messi, quien con una genialidad abrió el marcador. Poco pudo hacer el portero sevillano Beto para sacar el excelente zurdazo del rosarino.

Una jugada desafortunada de la zaga local permitió empatar a los sevillistas al inicio de la segunda mitad. Víctor Machín cruzó un balón que no acertaron a despejar entre Jeremy Mathieu y el chileno Claudio Bravo, provocando que Alba no lograra evitar empujarlo hacia su propio arco.

Nuevamente el balón parado salvó al Barsa a los pocos minutos. Xavi Hernández lanzó un tiro libre que Neymar cabeceó cómodamente lejos del alcance de Beto.

Rakitic marcó el tercero ante su exequipo tras excelente centro de Suárez y llegó entonces el momento álgido del día, cuando Messi empujó un cruce de Neymar al contragolpe para rebasar a Telmo Zarra.

El argentino celebró el tanto a lo grande, dedicándoselo a su hijo tras ser alzado por sus compañeros, y aún tuvo tiempo de fabricar el tercero de su cuenta en colaboración con Neymar, que le dejó el balón en el balcón del área para que la Pulga soltara un zurdazo imparable a la red.

Al término del partido, Messi y sus compañeros admiraron desde el centro de la cancha un vídeo en homenaje a la gesta del astro, que volvió a ser ovacionado ante sus seguidores.

Etiquetado como: