Según Cristian Oviedo, los cuatro equipos que se encuentran en zona de clasificación tienen fuerzas parejas

Por: Fanny Tayver Marín 11 abril, 2016
Alfonso Quesada y Carlos Discua durante el entrenamiento de este lunes en el Morera Soto.
Alfonso Quesada y Carlos Discua durante el entrenamiento de este lunes en el Morera Soto.

La recta final del Verano ha sido una carrera de obstáculos para Alajuelense.

El equipo rojinegro no se ve tan fuerte como en el arranque del campeonato, pero tampoco se ha desplomado.

Pese a que están heridos por la derrota que sufrieron el sábado pasado en la casa del Team (2-1), los manudos tampoco se sienten débiles para el cierre.

A falta de cuatro jornadas para que termine la fase regular, el Herediano de Hernán Medford es líder con 41 puntos; Saprissa tiene 39, Alajuelense acumula 36 y Belén contabiliza 34 unidades.

Esa tercera casilla no le hace nada de gracia a la Liga, pero tampoco le quita la paz, porque de momento está logrando uno de sus objetivos, que es clasificar.

"Uno siempre quiere terminar en el primer lugar, en el torneo pasado terminamos de primeros y no llegamos a nada", manifestó el asistente técnico de Alajuelense, Cristian Oviedo.

En lo que resta, el León recibirá a Pérez Zeledón, irá a la Cueva para medirse ante el Saprissa, visitará a la UCR y esperará a Cartaginés.

Son 12 puntos en disputa y con calculadora en mano, los rojinegros consideran que pueden recortar distancias, a pesar de que los belemitas también son una amenaza y más bien podrían desplazarlos al cuarto puesto.

Y si eso se diera, según Oviedo no pasa nada.

"De fuerzas siento que los cuatro equipos que estamos arriba estamos muy parejos, así que van a ser semifinales muy disputadas", reseñó Oviedo.

Según los resultados que se han dado en este Verano, la Liga empató a un gol con Belén en el Rosabal Cordero; pero perdió en casa por 1-3 contra ellos.

Con Herediano si está mano a mano, pues en el Morera Soto, Alajuelense le ganó 2-1 y el sábado pasado la victoria florense se gestó con ese mismo marcador.

Y en casa, los rojinegros le ganaron 1-0 al Saprissa. El clásico en Tibás será el próximo 17 de abril.

"Este equipo está para pelear", insistió Cristian Oviedo y agregó: "Esta semana es muy importante para nosotros, sabemos lo que nos estamos jugando".

Alajuelense intentará lavarse la cara el miércoles contra los Guerreros del Sur.

"Pérez Zeledón es un equipo muy táctico, se para bien, sabemos que con Mauricio (Wright) van a venir a luchar, que se esforzarán al máximo y tienen jugadores que van muy bien con la bola muerta. En esta semana nos jugamos un clásico también, pero a partir del jueves nos metemos de lleno en el clásico", citó Oviedo.

Con 11 ganes, 3 empates y 4 derrotas, Alajuelense tiene un rendimiento del 66,67% en lo que va del Verano y se mantiene como el equipo más goleador del torneo.

*Colaboró Francisco Barrantes, corresponsal en Alajuela.