El jerarca de la Fedefútbol contó que la decisión fue controversial en la zona, pero no había oportunidad para arriesgar.

Por: German Matamoros S. 20 febrero, 2014
El presidente de la Fedefut, Eduardo Li, fue quien instó a los diputados y al Poder Ejecutivo a aprobar la exoneración de impuestos para el Mundial Femenino Sub-17 de la FIFA, que tendrá como sede Costa Rica.
El presidente de la Fedefut, Eduardo Li, fue quien instó a los diputados y al Poder Ejecutivo a aprobar la exoneración de impuestos para el Mundial Femenino Sub-17 de la FIFA, que tendrá como sede Costa Rica.

Eduardo Li, presidente de la Federación Costarricense de Fútbol, declaró a ADN Radio que la no elección de Jacó como sede del Mundial Sub-17 femenino tuvo que ver con asuntos poco claros, en relación con el inversionista Patrick Hundley, quien sería el encargado de poner el dinero para la construcción de un nuevo estadio.

Este último, de nacionalidad estadounidense, fue detenido el pasado martes por la fiscalía de Puntarenas debido a un supuesto fraude de $7 millones en perjuicio de cinco inversionistas extranjeros.

"A pesar de que había un compromiso de este señor de poner todo el dinero, vimos y notamos ciertas cosas en relación con el terreno donde se iba a construir", dijo Li.

"Eso no nos pareció y yo tomé la decisión de no hacer la sede en Jacó, porque no estaba muy claro el aspecto del terreno que nos estaban ofreciendo", agregó.

El jerarca de la Fedefútbol contó que la decisión fue controversial en la zona, pero no había oportunidad para arriesgar.

También comentó que en algún momento se solicitó información sobre el origen de los fondos con los que Hundley quería invertir.