3 octubre, 2014

Respecto a la noticia publicada en este medio, el pasado sábado, sobre la urgencia ocurrida con un elevador en una sede de Ebáis en Guadalupe, se aclara que no se trata de un elevador improvisado, y que no es cierto que se diera un estallido del motor u otro componente del ascensor, sino un desperfecto en un tornillo de la caja reductora, lo cual generó vibración, ruido y que el aparato se detuviera.

Con fines desconocidos para nosotros, se presentaron fotos tomadas meses atrás, cuando el elevador se estaba instalando, entremezcladas con fotos recientes, lo cual hace pensar erróneamente que el supuesto estallido generó escombro y otros daños. Además, se presentan fotos de estructuras temporales, usadas por los técnicos durante la instalación, y que no forman parte del equipo, pero pudieron prestarse para confusión.

La Unión Médica, a través de un vocero, el Lic. Rolando Mora, emitió información no apegada a la realidad, sin el sustento técnico de un profesional en la materia, e hizo llegar fotos que no corresponden al evento, sino a la fase constructiva. Por otra parte, la paciente recibió la atención médica por la cual acudió, y se retiró del centro sin otro inconveniente.

La Dirección y Administración del centro, en compañía de personal de la empresa responsable, probaron posteriormente el ascensor, corroborando que este subía y bajaba, pero presentaba una vibración que tanto el representante como el propietario del inmueble, que contrató la instalación del elevador, se comprometieron a arreglar a la mayor brevedad e incluir mejoras adicionales. Las obras serán verificadas por el Departamento de Ingeniería y Mantenimiento institucional, y se realizarán las pruebas necesarias para garantizar el funcionamiento y seguridad del servicio.

También se aclara que el edificio ha sido evaluado por ingenieros del Ministerio de Salud y de la Caja Costarricense de Seguro Social, y han emitido informes técnicos que indican que las gradas cumplen con la legislación que rige la materia. De todo lo anterior está enterada la Junta de Salud, que ha seguido muy de cerca el proceso y apoya totalmente las gestiones institucionales.

Pedro González Morera, director del Área de Salud de Goicoechea 2.

Walter Lizano Murcia, presidente de la Junta de Salud, Área de Salud de Goicoechea 2.

Etiquetado como: