Opinión

Nueve claves para engrandecer a Costa Rica

Actualizado el 05 de julio de 2013 a las 12:00 am

Algunas soluciones son sencillas, pero exigen un cambio en la estructura mental

Opinión

Nueve claves para engrandecer a Costa Rica

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Las crisis de los sectores productivos costarricenses (si es que existen verdaderamente) no derivan de ninguna situación externa, sino de una errónea lectura social, acompañada de un estancamiento mental de los actores, que finalmente les está pasando la factura. Buscar las causas externas podría ser un buen ejercicio para elaborar planes y proyectos tendientes a minimizar los efectos domésticos de las eventualidades ajenas, y por ello incontrolables, pero a la par se requiere un ejercicio de contrición, tendiente a generar el espacio introspectivo que conduzca a modificar la estructura productiva y sus complementos, a fin de ubicarlos en el contexto temporal.

Varios ejemplos. Algunos ejemplos servirán de guía. Los costos de los bienes y servicios en Costa Rica son sumamente elevados en comparación con otros países con menores niveles de desarrollo, a lo que se agrega la inexistente relación costo-calidad; el servicio al cliente es deficiente en el mejor de los casos, porque la norma general es que ni siquiera exista; en temporada de alta afluencia turística extranjera, el viajero costarricense es menospreciado, pero se acude a él para que salve a la industria cuando disminuyen los visitantes; en el sector financiero, la pésima atención al cliente, los altos costos de intermediación y las regulaciones para el crédito –algunas verdaderamente absurdas– conducen al desarrollo de la actividad financiera informal, pero bastante riesgosa; sobra mencionar lo relacionado con el exceso de requisitos, trámites y oficinas para obtener una licencia independientemente de la actividad.

La renuncia tácita al uso de los valiosos instrumentos de medición con los que se cuenta actualmente, cuya utilidad para la toma de decisiones es indiscutible, constituye un obstáculo formal para dinamizar la economía, para mejorar el consumo y, de paso, ampliar la oferta de empleo. La tendencia mundial es hacer muchos negocios con menores márgenes de ganancia, sin que ello constituya una renuncia al enriquecimiento, sino que su finalidad es mantener la vigencia de la actividad en el tiempo y en el espacio con un objetivo doble: obtener beneficios sostenidos y colaborar socialmente con la generación de riqueza.

En el campo político existe en el planeta una inclinación por desenmarañar al Estado, que no necesariamente significa disminuirlo, sino comprenderlo y estructurarlo, de tal suerte que permita conocer la actividad concreta y las competencias específicas de cada órgano y entidad. En el contexto político, económico y social en que se encuentra la sociedad costarricense, algunas soluciones a la multiplicidad de problemas son sencillas, pero exigen un profundo cambio en la estructura mental de quienes tienen poder de decisión.

PUBLICIDAD

Soluciones viables. Ensayo algunas soluciones aplicables al sector público y al privado: 1) descartar el amiguismo para los puestos de responsabilidad; 2) nombrar a los mejores y no a los más cercanos; 3) apoyarse más en la academia para los grandes proyectos; 4) retribución por productividad; 5) eliminar o disminuir los intermediarios que inciden en el costo de los servicios: Aresep y Sutel; 6) centralizar los poderes y descentralizar la actividad; 7) inventariar las competencias públicas para eliminar las duplicidades; 8) auditar el ordenamiento jurídico para purificarlo; 9) mejorar los salarios del sector público, al lado de una mayor responsabilidad administrativa y penal de los funcionarios.

Salvo los temas señalados en los puntos 5), 7) y 8), que eventualmente requerirían la intervención de la Asamblea Legislativa, los demás están al alcance de quien tenga el poder y la valentía para tomar decisiones, aun cuando resulten poco agradables para algunos, que estarían demostrando su propia mediocridad al oponerse.

  • Comparta este artículo
Opinión

Nueve claves para engrandecer a Costa Rica

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota