Opinión

Trompudo

Actualizado el 13 de julio de 2015 a las 12:00 am

Opinión

Trompudo

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Tramando triste tren de trompadas, Trump el troglodita trastabilló. Ahora, dizque remediando, refuerza sus raudas reflexiones. Don Donald, por favor, trate de tragar sus tremendos tropiezos. Tome un trago, trate de pensar tres veces antes de que la trompa le vuelva a hacer trampa.

¡Tragedia! Trump confunde comicios y carnavales. Tremendo: ¡Resulta reincidente! En el 2013, con toda convicción de convicto había tuiteado que el 98% de los crímenes violentos los cometen negros e hispanos.

Ante tal tremebundo trastorno también va haciendo bola de nieve la reacción en el mundo latino y por otros lares. Macy's (¿sucursal gringa de la Masis de por aquí?) se convirtió en la empresa más reciente en poner fin a su relación con el triste pato; se alarga la lista ya larga: ¡No más testarudo torpe! ¡Deje ese berreo de burro!

¿La tremenda trastada se podrá parar? Ojo: ¿No han tenido en Estados Unidos de presidente a un actor malo cuya mujer dictaba y dictaminaba según la constelación de su demente mente? Morboso megalómano, lo “realmente rico” será dejar el corifeo de esa cofradía. Trompudo: su tiempo ha transcurrido.

Víctor Valembois es educador.

  • Comparta este artículo
Opinión

Trompudo

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota