Opinión

Terror en Siria y Baréin

Actualizado el 04 de noviembre de 2012 a las 12:00 am

Médicos, otros profesionales de la salud y abogados, torturados y asesinados

Opinión

Terror en Siria y Baréin

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Narra el Libro de Daniel en el Antiguo Testamento la historia del rey Baltasar de Babilonia, hijo del rey Nabucodonosor, que luego de desacrar las copas del templo de Jerusalén en una bacanal, ve con estupor cómo una mano sin cuerpo aparece y escribe cuatro palabras sobre la pared: mené, mené, teqel, ufarsin. El rey se obsesiona tanto tratando de entender el significado de aquel mensaje que, cuando fallan sus magos, astrólogos y encantadores, manda traer a Daniel desde Jerusalén, el mismo que había descifrado exitosamente los sueños de su padre Nabuco. Al final Daniel, valientemente, le revela el significado del mensaje: “Pesado has sido en balanza y has sido hallado falto”.

El mensaje de esta antigua anécdota bíblica es el mismo que se cierne sobre las dictaduras en el Medio Oriente, desde que la Internet facilitó la “primavera árabe” en Egipto, Libia y otros de los países en la región. Queda aún el presidente Sirio Bashar al-Assad ciego a la escritura en la pared, pues aferrado a su ignorancia, ha decidido que la oposición está conformada por terroristas en todo el país, por lo que se hace necesario bombardear ciudades y pueblos, a discreción, incluyendo la capital Damasco; como siempre, son más las bajas de civiles que las de gente armada.

Neutralidad médica. Otra víctima del gobierno dictatorial de al-Assad ha sido la neutralidad médica, erguida como principio desde el Código Hipocrático y la Declaración de Ginebra (el juramento que hacen los médicos al graduarse), que dice literalmente “No permitiré que consideraciones sobre la religión, nacionalidad, raza, partido político o estado social intervenga entre mis responsabilidades y mi paciente”. Resulta que en pleno siglo XXI las fuerzas armadas sirias han detenido a cientos de médicos por atender a pacientes considerados enemigos, inclusive por atender a niños de “etnias” consideradas enemigas del régimen.

Muchos médicos, odontólogos, farmacéuticos y enfermeras han sido torturados y algunos han sido asesinados después de torturas y vejámenes, para amedrentar a la comunidad médica. Otro país que también ha encarcelado a médicos por las mismas razones es Baréin, un Gobierno teocrático, que por razones similares, a principio de año, encarceló a 20 médicos y a otros trabajadores de la salud que atienden a pacientes de la oposición política, con acusaciones infundadas y rebuscadas, como “debilitar el sentimiento y la moral nacional”.

PUBLICIDAD

Repudio internacional. Esta inusitada violación a los derechos humanos y profesionales no ha pasado desapercibida; instituciones como Amnistía Internacional, la Cruz Roja, la Creciente Roja y la Red de Academias de Ciencia que defienden los derechos de científicos y tecnológicos (International Human Rigths Network , IHRN), han iniciado campañas para identificar a los médicos detenidos y desarrollar listas con sus ubicaciones y con información sobre los juicios que enfrentan. Estos grupos de derechos humanos han iniciado campañas para escribirle a al-Assad y a su ministro de Relaciones Exteriores expresando repudio por estas acciones y pidiendo la liberación de los médicos, así como al rey de Baréin, Shaikh Hamad bin ‘Issa Al-Khalifa. Es bien sabido que estos regímenes son poco proclives a responder a la presión; sin embargo, todos eventualmente empiezan a sentir el repudio internacional.

El impacto de estas brutales violaciones a los derechos humanos me llegó oyendo el testimonio personal del Sr. Hazam Hallak, hermano de uno de los médicos detenido y asesinado por las fuerzas militares sirias y que ahora reside en EE. UU. Hazam reveló cómo el cuerpo de su hermano, cuando les fue devuelto, presentaba un grado medieval de torturas y vejámenes a que fue sometido antes de asesinarlo. El testimonio lo ofreció Hazam en la X Reunión Bianual de la Red de Academias-IHRN, celebrada en Mayo 2012 en Taipéi, donde me tocó representar a la Academia Nacional de Ciencias de Costa Rica. La Red, que normalmente se enfoca en la protección de científicos y tecnólogos se enfrentó a otro reto.

Abogados detenidos. En este caso, las amenazas se han extendido a los abogados que defienden a los científicos detenidos, por lo que la red ha tenido que ampliar su enfoque para ahora defender a los abogados que también han sido detenidos. La guerra civil en Siria es un ejercicio persistente e inhumano que se ejecuta con crueldad y desprecio por la población civil y que, igual que en otros casos, está generando un repudio interno y externo que difícilmente será sostenible. Si al-Assad no ha podido interpretar la escritura en la pared, será tal vez porque no cuenta con un valiente Daniel que se la descifre, o será que, si se la descifran, ocurriría lo mismo que al final le pasó a Daniel con el rey Baltasar, que lo terminó mandando a la fosa de los leones.

PUBLICIDAD

En todo caso, estas violaciones merecen el repudio universal, aunque a veces pasen desapercibidas. Para los interesados, existe información disponible en muchos sitios web .

  • Comparta este artículo
Opinión

Terror en Siria y Baréin

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota