Opinión

Retiro inteligente

Actualizado el 17 de marzo de 2014 a las 12:00 am

Opinión

Retiro inteligente

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Este curioso fenómeno de un candidato que retira su nombre de la campaña presidencial resulta un acto inteligente cuando se tienen de antemano indicios de que el triunfo electoral no va a llegar.

El poder desgasta con el tiempo y el Partido Liberación Nacional ya lleva ocho años de gobernar. Durante ese tiempo, no todo ha salido bien, hay promesas que no pudieron cumplirse, y ha habido principios de corrupción que el Gobierno ha combatido hasta donde las tolerantes leyes actuales lo han permitido.

Estas circunstancias inducen a los electores a buscar un cambio, y esto ha producido resultados desfavorables en las últimas encuestas para el partido que gobierna.

La decisión de Johnny Araya es de un sentido económico favorable. Son muchos los millones que se van a economizar en una propaganda inútil, que, finalmente, le toca pagar al Gobierno, de acuerdo con nuestras leyes.

Así es la vida en la política: Araya lleva años en esto, cuidando su nombre presidenciable por sus antecedentes; sin embargo, hoy las circunstancias lo comprometen a retirarse. En cambio, tenemos a don Luis Guillermo Solís, del Partido Acción Ciudadana, quien hasta hace poco era desconocido en el campo político, pero hoy se encuentra a las puertas de la Casa Presidencial, gracias a sus méritos, que también los tiene y de sobra.

  • Comparta este artículo
Opinión

Retiro inteligente

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota