Opinión

Al PAC le están pasando la factura

Actualizado el 29 de mayo de 2013 a las 12:00 am

El PAC no es, ni será, lo que pudo llegar a ser

Opinión

Al PAC le están pasando la factura

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Cinco candidatos que no superan el margen de error de las encuestas, esa es la cara que presenta el PAC a 8 meses de las elecciones presidenciales. Día a día, el pasar de los años en la gestión pública le cobra factura, una factura costosa de un partido “tradicional” ya que más de una década de vida no les ayuda para seguir con el cuento del partido nuevo. Con su principal líder, fundador y estratega desde el banquillo de los suplentes, como ellos mismos lo quisieron, el PAC se está resquebrajando.

Las constantes luchas internas por llegar a un acuerdo para aclarar los nublados no emiten resultados positivos. Luchas dirigidas a rodar por caminos distintos; personas que pretenden jugar un papel de liderazgo que nunca han forjado, razón por la cual no están teniendo respuesta alguna; no hay sistema, no hay disciplina y el camino por el que se está rodando simplemente está direccionado a seguir con esa desmembración de la poca estructura que un día tuvieron.

El PAC no es lo que pudo llegar a ser algún día, además de que no muestra ninguna intención concreta de que, si cae, pueda volver a serlo. Es un partido que nunca se dio cuenta de que su momento fuerte fue en el 2010, el momento débil del PUSC y el PLN por los actos de corrupción de los expresidentes y de una maraña política del momento; que los votantes de esa justa no eran de corazón rojo y amarillo, sino más bien de un corazón dolido y en llanto.

Una supuesta ideología –no definida– basada y fundada en la más clara y sincera “ética” pero que de ahí no pasó; una presidencia del Congreso no por mérito, sino por desventaja de la administración Chinchilla. Otra vez se aprovechan del mal momento del otro para hacer el buen momento de ellos. Eso no es liderazgo, se llama tener suerte del momento y por lo visto el momento actual no les está corriendo con la misma suerte de las veces anteriores.

El país no quiere más de lo mismo. Muestra de esto lo dio el socialcristianismo de hueso colorado, que está despertando un sentimiento por un doctor que se enrumba a no menos de un segundo lugar y que para esto no ocupa la mínima ayuda del PAC ni de otra agrupación, y un Liberación Nacional, como una maquinaria electoral para establecer por primera vez doce años consecutivos en el poder.

PUBLICIDAD

Un país que está entrando en una crisis de liderazgo y donde los sentimientos están sobresaliendo, sentimientos que podrían retroceder el congreso algunos años atrás, donde el bipartidismo sobresalía y donde el voto de uno u otro partido minoritario no era lo más esencial para la aprobación de leyes. El PAC no se pudo quitar la etiqueta de “más de lo mismo”; hoy los números hablan y dicen que el PAC no es el segundo lugar y que podría estar a las puertas de no volver a serlo.

  • Comparta este artículo
Opinión

Al PAC le están pasando la factura

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota