Opinión

Información sesgada

Actualizado el 19 de julio de 2014 a las 12:00 am

Opinión

Información sesgada

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

En relación con la nota “Miles viajan a Dominicana, foco de virus chikungunya”, de la periodista Ángela Ávalos, publicada por La Nación el pasado 13 de julio, en la que se consignan datos “exactos” del número de personas que han viajado a nuestro país en la última semana, esta Embajada manifiesta su desacuerdo con dicho artículo, ya que no entendemos exactamente cuál es su finalidad.

Si bien es cierto que, lamentablemente, se están dando casos de chikungunya en República Dominicana, también lo es el hecho de que están apareciendo en la mayoría de países del Caribe y de Centroamérica. Sin embargo, no se dan datos numéricos de estos otros países afectados, a los que también viajan ciudadanos desde Costa Rica, sobre todo a países del Istmo con los que las relaciones comerciales son más profundas que con República Dominicana.

Por otra parte, los datos que ofrece la periodista en relación con el número de personas que viajaron a nuestro país durante el periodo que cita (del 1 al 7 de julio), nos parecen excesivos, teniendo en cuenta que el total de costarricenses que viajó a República Dominicana durante el año 2013 fue, aproximadamente, de 13.000 personas.

Asimismo, en Costa Rica no se ha confirmado, por parte de las autoridades sanitarias, ningún caso de chikungunya de ningún ciudadano procedente de República Dominicana.

Con la publicación de este artículo, se daña, de manera gratuita, la imagen de República Dominicana como destino turístico y de negocios, pues esta dolencia, la chikungunya, no es exclusiva de nuestro país, además de que las autoridades sanitarias de República Dominicana están tomando todas las medidas necesarias para evitar su propagación, pues, lamentablemente, toda la región es susceptible de verse perjudicada.

  • Comparta este artículo
Opinión

Información sesgada

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota