Opinión

Empresa rechaza responsabilidad por atraso

Actualizado el 27 de junio de 2015 a las 12:00 am

Opinión

Empresa rechaza responsabilidad por atraso

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

En el artículo publicado por este medio el 18 de junio, que se tituló “Pista para Juegos Nacionales tiene en vilo a Municipalidad de San Carlos”, se afirma que el atraso en las obras civiles se debe a la apelación de una compañía ante la adjudicación de la construcción de la pista y las lluvias.

El Consorcio Agrícola Roca de Belén, HQ Constructores Asociados S.A. y Heinen Engineering S.A. advirtieron desde antes de la adjudicación las irregularidades e incumplimientos de la empresa Presbere. Antes de la adjudicación, este medio de comunicación denunció públicamente la situación de la pista de Limón y el Concejo Municipal determinó que iba a tomar nota de lo denunciado, pero nunca realizó siquiera la mínima investigación para aclarar las irregularidades en la pista de Limón, situación que había sido denunciada por esta representación y por diversos medios de comunicación.

Cuando se dictó el acto de adjudicación, esta representación impugnó con base en las irregularidades que se han expuesto y presentamos constancia del Icoder que indicaba que la pista de Limón no fue entregada a satisfacción y que aún se encontraban haciendo ajustes (después de un año) y refutamos las obras que no nos habían calificado.

Quiero resaltar que el simple hecho de haber presentado como parte de la experiencia el Estadio Nuevo de Limón, como obra entregada a satisfacción, no ajustándose lo anterior a la verdad, era, según el cartel, una causal de exclusión.

A pesar de las denuncias que mencionamos, la Municipalidad no cumplió su deber de verificar si los hechos denunciados eran ciertos, la omisión de este ente Municipal generó el resultado que hoy están viviendo.

No es cierto que esta medida cautelar atrasara el inicio de las obras por dos meses y esto debe quedar claro, la empresa que represento no es responsable del atraso o incumplimiento. Por resolución de las 16:16 horas del 16 de diciembre del 2014, se ordenó “admitir parcialmente y de manera provisional la medida cautelar”. Esta resolución se notificó a mi despacho el viernes 19 de diciembre del 2014 a la 5:56 p. m., las demandadas no fueron notificadas hasta el 3 de enero del 2015, y hasta ese día se hizo efectiva la sanción. Según declaraciones de la empresa Presbere, se firmó el contrato el 26 de noviembre del 2015 y la orden de inicio se dio el 3 de diciembre del 2014.

Los trabajos fueron suspendidos del 3 de enero del 2015, cuando se notificó la resolución de suspensión provisional, hasta el 20 de enero del 2015, momento en el cual mediante sentencia número 128-2015 se rechazó de manera definitiva la medida cautelar.

Así las cosas, no hay ninguna responsabilidad de mi representada en los atrasos que ha sufrido la construcción de la pista de atletismo o la cancha de fútbol, puesto que las obras en ningún momento se suspendieron por dos meses como dice el artículo de prensa, todo lo contrario, su eficacia surtió efectos por 15 días.

Dr. Enrique Rojas Franco

Cédula 1-390-1250

  • Comparta este artículo
Opinión

Empresa rechaza responsabilidad por atraso

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota