Opinión

Conclusiones equivocadas

Actualizado el 04 de julio de 2013 a las 12:00 am

En el ICE hemos trabajado siempre buscando los mejores intereses del país

Opinión

Conclusiones equivocadas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Don Ricardo Trujillo, en su artículo publicado el 25 de junio del 2013 en el periódico La Nación , tomando datos de un informe de la Intendencia de Energía de la Aresep, obtiene sus propias conclusiones indicando que la “Aresep inculpa al ICE por alzas eléctricas . Analizado a fondo el informe, se observa que en ningún momento se inculpa al ICE, sino que se hace un análisis de los principales incrementos de costos en el período 2006-2011. Sin embargo, es necesario analizar en profundidad todas las causas de dichos aumentos, antes de extraer conclusiones superficiales inducidas por cifras que a primera vista llaman la atención.

En el período 2006-2011, el ICE puso a operar plantas adicionales con una capacidad de 485 MW, lo cual necesariamente incrementa sus costos de operación. Algunas de ellas se desarrollan mediante fideicomisos, las cuales, según el contrato de arrendamiento, opera directamente el ICE, por lo que sus costos de operación forman parte de los costos del ICE, a contraposición de lo que expone erróneamente el señor Trujillo. Se requiere para ello la contratación de nuevo personal, así como para atender aquellas actividades que durante muchos años estuvieron relegadas, debido a las limitaciones presupuestarias a que estuvo sometido el ICE en épocas pasadas.

Afirmación subjetiva. Así que es subjetiva la afirmación de don Ricardo de que las plantas ya antiguas y amortizadas son cada vez más costosas de operar, ya que las causas del crecimiento en los costos operativos son otras.

Tampoco es válido comparar los crecimientos en los rubros de gasto con el de las ventas de energía en kilowatio-hora (kWh), las cuales, por aspectos coyunturales, tuvieron un aumento muy bajo que alcanzó tan solo un 9,2% en el período. Esto, por cuanto a partir del 2008, como consecuencia de la crisis económica internacional, las ventas de electricidad en kWh se deprimieron.

Sobre los alquileres operativos, el incremento tan significativo del período se debe a la entrada en operación de plantas de generación eléctrica importantes. En el 2006 operaba, bajo la figura del fideicomiso o arriendo, únicamente la P. H. Peñas Blancas, de 37 MW, mientras que, para el 2011, operaban con este esquema la P. H. Cariblanco, la P. T. Garabito y la P. G. Las Pailas, 320 MW adicionales de capacidad instalada que explican el crecimiento de dicha partida.

PUBLICIDAD

Con respecto a los fideicomisos, son opciones complementarias a los financiamientos habituales, contempladas en la legislación. El tratamiento contable de estos esquemas como costos de operación no es antojadizo y tiene el respaldo de firmas auditoras independientes, lo cual es reconocido por la Autoridad Reguladora tarifariamente. Algunos costos adicionales que tienen como la estructuración del fideicomiso y su administración, son de sobra compensados con los beneficios que se obtienen al utilizar esquemas de contratación privada más ágiles, que permiten disminuir el tiempo de ejecución de las obras, brindándole al país la oportunidad de disponer en menor tiempo de las plantas de generación eléctrica. De no haber sido por los fideicomisos, hace mucho que el país habría tenido insuficiente capacidad para atender el servicio eléctrico con la confiabilidad y continuidad que hemos gozado los costarricenses.

Generación privada. Las compras de generación privada han disminuido su valor en la estructura de costos del ICE, al vencerse en los últimos años los contratos de compra que tenían una tarifa mucho más alta, debido a que, con ella, se pagaba el financiamiento contraído por los generadores para la construcción de la planta. Al renovarse los contratos, la nueva tarifa fijada por la Aresep es más baja porque no reconoce los costos de inversión, ya que estos fueron pagados con las tarifas anteriores.

Llama la atención que en el artículo de don Ricardo Trujillo no se mencione que las tarifas de generación privada incorporan un pago acelerado de la inversión (18 a 20 años), inferior a su vida útil de 40 o 50 años, lo cual se verá reflejado en los próximos años, cuando aumenten las tarifas de las nuevas plantas de generación privada que se adjudicaron en el reciente concurso.

Por su parte, según los datos contables auditados, el crecimiento de los combustibles en el período fue de un 37,9% en términos reales, es decir, eliminando el efecto de la inflación, y no el 20,5% calculado por la Aresep con sus proyecciones. Este crecimiento necesariamente aumenta las tarifas, a pesar del acierto del ICE al incorporar la P.T . Garabito, una planta más eficiente y que utiliza un combustible más barato como el búnker. El aumento pudo ser mayor, ya que la generación térmica en kWh se incrementó un 62%.

PUBLICIDAD

Constante autoevaluación. En el ICE estamos anuentes a mejorar, por lo que constantemente sometemos nuestro accionar a una autoevaluación. En este momento se analizan todos los financiamientos de la institución, con el fin de identificar posibilidades de mejoras en sus condiciones financieras, y el análisis de costos es parte de nuestro quehacer institucional. De hecho, con las medidas restrictivas tomadas en el 2012, y que continúan durante este año, se ha logrado contener el gasto en aquellas partidas sobre las cuales tiene injerencia la Administración.

En el ICE hemos trabajado siempre buscando los mejores intereses de Costa Rica, por encima de cualquier otro, y seguimos trabajando con ese mismo horizonte.

  • Comparta este artículo
Opinión

Conclusiones equivocadas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota